La metrópolis de Barcelona alerta sobre la regresión de su zona litoral y pide una solución definitiva

Publicado 29/12/2018 11:35:35CET

   El AMB apuesta por un plan de estabilización con el resto de administraciones competentes

   BARCELONA, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El servicio de playas del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) ha alertado de que el litoral metropolitano se está reduciendo, ya que se ha detectado una regresión "importante y acelerada" de algunas playas en los últimos años, una situación que se ha agravado con los últimos temporales, por lo que ha pedido una solución definitiva a la constante erosión de la costa.

   La gestión del litoral metropolitano se comparte entre distintos organismos y administraciones públicas y el AMB se encarga de la gestión de las playas en el ámbito de la limpieza y a la dotación y mantenimiento de mobiliario y equipamientos junto a los ayuntamientos metropolitanos.

   El Ministerio para la Transición Ecológica es la administración competente de la protección y conservación de los elementos que integran el dominio público maritimoterrestre, entre otras actuaciones y la Conselleria de Territorio y Sostenibilidad de la Generalitat le corresponde la gestión del litoral catalán.

   Ante esta situación, el técnico de gestión de playas del AMB, Jordi Bordanove, coordinador de Servicios de Promoción y Conservación del AMB, ha instado a alcanzar un acuerdo entre administraciones para hacer un plan de estabilización de las playas metropolitanas cuyo objetivo es afrontar la regresión a través de medidas correctoras a largo plazo para mantener y recuperar el litoral.

   "Es un tema complejo porque intervienen muchos factores, como oleaje, vientos y dinámicas de litoral", ha destacado el geólogo e ingeniero y técnico de playas metropolitanas, Daniel Palacios, que también ha subrayado que, a pesar de que las medidas de corrección ya implantadas en algunas playas como espigones sumergidos o emergidos, muchas siguen perdiendo arena durante los temporales.

   Bordanove ha detallado que, desde hace unos años, uno de las zonas que más ha sufrido del litoral metropolitano es Barcelona, y ha indicado que la Barceloneta tiene algunos puntos donde la anchura de la playa queda reducida hasta menos de cinco metros, por lo que el mar llega a los equipamientos y prácticamente hasta los locales comerciales.

ACTUACIONES TRAS UN TEMPORAL

   Entre las actuaciones que se realizan después de un temporal, el servicio de playas del AMB trabaja para volver a montar elementos desplazados; vacía pozos de duchas que se han llenado de arena; aporta arena en zonas con desnivel de terreno; adecúa los niveles de arena en accesos y juegos infantiles y deportivos, y limpia los residuos que llegan a la playa, entre otras.

   Las playas con los problemas de regresión más importantes se encuentran en Montgat, que prácticamente ha perdido el 75% de las playas: Toldos, Monsolís y Can Tano; Badalona, con grandes pérdidas de arenas en las playas de Barca Maria, Estació, Patins a Vela, Pescadors y la Móra, y finalmente, el Prat de Llobregat pierde por completo la playa Naturista cuando hay oleaje.

   También destaca la fuerte erosión de la playa del Remolar, en Viladecans, donde ha desparecido la playa seca y una parte de las dunas; las inundaciones de grandes extensiones en la playa de Baixador y parte de Lluminetes, en Castelldefels, y el estrechamiento progresivo de la playa al norte de Gavà mar, lo que genera un fuerte desnivel en el límite con los equipamientos instalados.

LA IMPORTANCIA DE LAS DUNAS

   Palacios ha recordado que las dunas son reservas de arena que a menudo mitigan o impiden los efectos de los temporales y que, además, son el hábitat de distintas especies animales y vegetales autóctonas, y ha afirmado que el AMB ya desarrolla numerosas acciones incluidas en el proyecto Dunas para preservar y mejorar estos ecosistemas.

   Así, entre los años 2014 y 2017 se han realizado intervenciones en las dunas de los municipios de Castelldefels, Gavà, Viladecans y el Prat de Llobregat, entre otros, y, en total, se ha trabajado sobre 5.200 metros de frente litoral, en los que se han construido dunas nuevas y se han reforzado las existentes, sobre una superficie de 35.000 metros cuadrados y se ha eliminado vegetación invasora y se ha plantado vegetación dunar.

ATRACTIVO IMPORTANTE

   Bordanove ha destacado que las playas son uno de los atractivos más importantes de Barcelona y del área metropolitana, que en 2016 tuvieron 10,5 millones de usuarios.

   En relación a la satisfacción, la calidad percibida por los usuarios es de 7,73 sobre 10, la segunda puntuación más alta de toda la serie histórica, y los aspectos mejor valorados por los usuarios son el acceso a las playas, la tranquilidad, el paisaje y el entorno y la proximidad.

Contador

Barcelona Economies



A LA XARXA