Carmena ve desastrosa la situación en Cataluña y dice que pidió a Puigdemont y Junqueras que no hicieran el referéndum

Actualizado 29/11/2019 17:36:37 CET
[Grupopoliticacat] Foto: Manuela Carmena A La Comissió D'estudi Dels Drets Civils I Polítics
[Grupopoliticacat] Foto: Manuela Carmena A La Comissió D'estudi Dels Drets Civils I Polítics - PARLAMENTO DE CATALUÑA

Aunque ve injusta la condena a los presos se pregunta qué se puede hacer cuando se salta la Constitución

BARCELONA, 29 (EUROPA PRESS)

La exalcaldesa de Madrid Manuela Carmena ha lamentado que la situación actual en Cataluña es "desastrosa", a diferencia de la que había en 2017, pero ha confiado en que es posible el diálogo con el Estado y que puede servir para resolver el conflicto.

En su comparecencia en la comisión de estudio sobre Derechos Civiles y Políticos del Parlament, ha argumentado que el diálogo es posible "cuando ninguna de las dos partes está conforme con la situación que se está viviendo", y cree que es lo que pasa actualmente en Cataluña.

"Estoy convencida de que a través del diálogo, se puede conseguir lo que nos parece imposible", ha afirmado, y ha definido al Estado como plurinacional.

Ha recordado un encuentro que tuvo cuando era alcaldesa con el entonces presidente de la Generalitat Carles Puigdemont y el vicepresidente Oriol Junqueras, en el que les pidió que no convocaran el referéndum del 1-O porque lo consideraba "ilegal" y un error.

En este sentido, ha reprochado al independentismo que optara en 2017 por la vía unilateral: "Ese era un camino corto y malo", y lo ha contrapuesto con su lucha antifranquista, en la que renunció a la violencia para buscar un camino más largo.

Asimismo, ha sostenido que la Constitución no se puede saltar y, aunque ve injusto el encarcelamiento y la condena de los presos soberanistas, ha preguntado: "¿Qué hay que hacer cuando alguien se salta la Constitución? La Constitución hay que reformarla, pero no nos la podemos saltar".

Sobre la sentencia del 1-O, ha opinado que el delito de sedición es desproporcionado, sobre todo por la pena que han tenido los presos, pero que condenar solo por un delito de desobediencia quedaba "demasiado aislado".

GRUPO DE LA ONU

Carmena ha sido citada en esta comisión porque fue presidenta del grupo de trabajo sobre detenciones arbitrarias de la ONU, que es el organismo que emitió un informe pidiendo al Gobierno liberar a los presos soberanistas en un plazo de seis meses, que ha terminado esta semana.

La exalcaldesa ha avisado de que los informes de este grupo no son vinculantes y que "ha acertado siempre en los grandes trazos, pero no en los trazos concretos".

Ha destacado que la tarea de este grupo es útil cuando hay prisiones preventivas pero que cuando ya se ha producido la sentencia no, y ha apuntado que, en el caso del informe sobre los presos soberanistas, hay una diferencia clara en este sentido: el fallo del Supremo retira el supuesto de la violencia, que es uno de los aspectos que criticó el grupo de la ONU sobre el encarcelamiento preventivo de los dirigentes independentistas.

Contador

Para leer más