. El Colegio de Economistas anima a las pymes a buscar fuentes alternativas de financiación
Actualizado 03/10/2012 22:27

El Colegio de Economistas anima a las pymes a buscar fuentes alternativas de financiación

Presentación Del Informe 'Pymes Y Financiación' Del Colegio De Economistas
EUROPA PRESS

La falta de crédito y su coste son los principales problemas de las pymes catalanas, según un estudio

BARCELONA, 3 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Colegio de Economistas de Catalunya ha elaborado un informe donde analiza la nueva relación entre las entidades financieras y las pequeñas y medianas empresas catalanas a partir de la crisis, en el que anima a las pymes a buscar fuentes de financiación alternativas ante la falta de crédito.

El documento, que ha contado con la colaboración de Banco Sabadell, el Institut Català de Finances (ICF) y Pimec, constata que el aumento de las exigencias para acceder a la financiación, la reducción de importe que se financia y su coste son los principales problemas de las pequeñas y medianas empresas catalanas.

El informe, denominado 'Pymes y financiación: necesidades y alternativas', insiste en que las pymes deben replantear su política financiera, aumentando la capitalización con aportaciones de capital y reinversión de los beneficios, y con la búsqueda de fuentes de financiación alternativas como fondos de capital riesgo y 'business angels'.

También recomienda trabajar con un número amplio de entidades financieras y negociar con los proveedores plazos de entrega, condiciones especiales para determinados pedidos estacionales, descuentos y pactos de recompra, entre otras soluciones.

NUEVAS RELACIONES

En el acto de presentación este miércoles en Barcelona, uno de los autores del informe, Jordi Malapeira, ha puesto de manifiesto que las pymes han visto reducido el crédito en un 50% respecto a 2007 debido a que se ha producido un "cambio de paradigma" en referencia a las relaciones entre entidades financieras y empresas.

"La relación que había entre el empresario y el director de la oficina ha desaparecido para siempre", ha sentenciado Malapeira, ya que las decisiones de los bancos se han centralizado en los departamentos de riesgo, que se han vuelto más exigentes y rigurosos.

Por ello, las pymes necesitan tener una estrategia empresarial más definida y tener un conocimiento detallado de sus necesidades de financiación, por lo que el informe recomienda a las empresas a incorporar a un experto con conocimientos financieros que sea experta en los análisis de sus necesidades de financiación y que tenga capacidad de interlocución con las entidades financieras.

El director general adjunto de Banco Sabadell, Carles Ventura, ha coincidido en que la relación anterior entre entidades y empresarios ha cambiado, por lo que deben "encontrar una nueva situación de equilibrio" que, a su juicio, debe basarse en la comunicación y la empatía, lo que debería obligar a las entidades financieras a escuchar y analizar cada petición que recibe.

El consejero delegado del ICF, Josep Ramon Sanromà, ha hecho hincapié en que las pymes catalanas y españolas son excesivamente dependientes de la financiación bancaria y que deberían aumentar los recursos propios, que tendrían que suponer el 40% de la financiación de una empresa, y la financiación complementaria, que debería alcanzar el 30%.

Sanromà ha constatado que el porcentaje de financiación complementaria, como 'business angels' y préstamos participativos, en otros países europeos es hasta 20 veces superior que en Catalunya y España, por lo que ha lamentado que aún hay mucho camino por recorrer.

El presidente de Pimec, Josep González, ha reprochado que los créditos a pymes han caído a partir de la crisis, mientras que han aumentado los otorgados a grandes empresas, y ha lamentado que en los últimos cinco años, Catalunya ha perdido 80.000 empresas, la mayoría pymes y en el 33% de los casos debido a la falta de crédito.

González ha criticado la excesiva restricción de crédito y ha asegurado que con más facilidades de financiación se habrían podido evitar cierres de empresas y el aumento de la morosidad.