'Colour Out of Space' revive en el Festival de Sitges el universo de Lovecraft con Nicolas Cage

Publicado 11/10/2019 15:07:39CET
El director Richard Stanley en el Sitges Film Festival 2019
El director Richard Stanley en el Sitges Film Festival 2019 - DAVID ZORRAKINO - EUROPA PRESS

"Hay un boom de contenidos de terror y fantasía reflejando la angustia de los tiempos que vivimos"

SITGES (BARCELONA), 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

El director Richard Stanley ha revivido este viernes en el 52 Sitges Film Festival - Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya el universo de H.P. Lovecraft con la adaptación de 'Colour Out of Space' --'El color que cayó del cielo'--, protagonizada por Nicolas Cage y Scarlett Amaris.

Un meteorito se estrella cerca de la granja de los Gardner, liberando un organismo extraterrestre que convierte la tranquila vida rural de la familia en una pesadilla colorista y alucinógena, obligando al director de fotografía de la película, Steve Anis, a desplegar una psicodélica incandescencia fucsia con la que trata de ilustrar los estragos que el monstruoso color provoca en los humanos y en los animales.

Sobre el trabajo de Anis, Stanley ha descrito que éste ha buscado en todo momento la belleza, pero ha avisado de que ésta no tiene necesariamente moral: "Hay cosas muy bonitas que pueden tener efectos catastróficos".

ULTRAVIOLETAS Y ULTRASONIDOS

Si la imagen trata de ofrecer las gamas ultravioletas invisibles al ojo humano, también la música busca dar al espectador "la percepción más allá de la percepción, con ultrasonidos e infrasonidos", todo ello en aras de describir cómo una presencia alienígena trata de atacar desde la cuarta dimensión.

"La película incluye una paleta de colores ante la tendencia ahora de una imagen sin saturar, sin casi colores", ha dicho el director, que trata de volver a las estéticas psicodélicas de los años 80.

Sin trabajar durante muchos años en un largometraje, Stanley ha regresado con esta producción destacando que "hay un boom de contenidos de terror y fantasía reflejando la angustia de los tiempos que vivimos".

"Mi parte supersticiosa siempre me dice que las deidades del mundo de Lovecraft están haciendo presión para volver a nuestra cultura. Cien años después de su muerte, Lovecraft nunca ha sido tan popular como ahora", ha dicho el director, y ha considerado que la cultura global está saturada de referencias de Lovecraft.

Ha recordado que él lleva 30 años viviendo en el Pirineo francés alejado de la civilización, pero que fue su madre la que le introdujo a Lovecraft cuando a los 7 años le leía sus historias, y ahora se le considera el autor de terror más importante: "Lovecraft quería mostrar la inutilidad y pequeñez del ser humano ante el cosmos como elemento generador de terror".

No obstante, ha reivindicado que es necesario que los directores reinventen los clásicos para acercarlos a cada generación: "Nuestra misión es hacer otra vez frescas estas historias y trabajar en que los arquetipos sean peligrosos para cada generación".

Sobre la presencia de Nicolas Cage en la cinta, ha dicho que en el rodaje de 'Mandy', empezaron a hablar de este proyecto y Cage era muy fan de Lovecraft, así que se quedó con el guión enseguida, aunque solamente estaba disponible cuatro semanas en enero de 2019 y se tuvo que rodar entonces.

Sobre el actor ha dicho: "Revisó el guión, subrayó muchas cosas que creyó que podía mejorar e improvisar y dio lugar a explosiones preparadas con semanas de antelación", y ha destacado que el actor fue muy valiente de afrontar el papel porque interpretaba a alguien con muchos defectos, débil y vulnerable, alejado de los protagonistas al uso.