Ernest Maragall renunciará como conseller la semana que viene para centrarse en Barcelona

Ernest Margall con el Govern tras la toma de posesión (Archivo)
Europa Press - Archivo
Publicado 13/11/2018 11:44:07CET

   Reprocha la crítica de Borrell a las delegaciones del Govern: "Él hace ruido y nosotros trabajamos"

   BARCELONA, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El conseller de Acción Exterior de al Generalitat, Ernest Maragall, ha revelado que en la próxima reunión del Govern, el martes de la semana que viene, presentará su renuncia al presidente de la Generalitat, Quim Torra, para centrarse en la candidatura a la Alcaldía de Barcelona que encabezará por ERC.

   "Espero que el presidente acepte mi renuncia y tome las decisiones que tocan desde el punto de vista de volver a nombrar a un conseller", ha dicho en una entrevista de TV3 recogida por Europa Press.

   Al planteársele si el sustituto podría ser el ahora líder de ERC en Barcelona, Alfred Bosch --que renunció a repetir como alcaldable pese a haber ganado unas primarias, para dejar paso a Maragall--, ha respondido que la decisión es de Torra y que pronunciarse sería "adelantar decisiones que no son firmes y que no están sobre la mesa".

   Pese a dejar la Conselleria, ha explicado que continuará como diputado de ERC en el Parlament y que previsiblemente responderá todavía como conseller en el pleno de la próxima semana.

CANDIDATURA DE CIUDAD

   Sobre Barcelona, ha apostado por configurar "una candidatura que no sea sólo de ERC, sino que sea una candidatura de ciudad" y se ha distanciado de los rivales que reivindican a su hermano y exalcalde, Pasqual Maragall.

   "El legado Maragall es patrimonio de la ciudad, no de unos candidatos", por lo que ha pedido evitar la nostalgia y trabajar por una ciudad exigente como es la capital catalana.

   El todavía conseller viajará este jueves a Washington para inaugurar la Delegación de la Generalitat en Estados Unidos y reunirse con 'think thanks', miembros del Congreso [estadounidense] e instituciones", aunque no ha especificado cuáles por discreción, ha dicho.

   Preguntado por si la discreción tiene que ver con la oposición del Ministerio de Exteriores de Josep Borrell a la actividad de las delegaciones, ha dicho que es una hipótesis plausible, pero no el motivo de no revelar la agenda, y ha reprochado la crítica del ministro a las delegaciones: "Él hace ruido y nosotros trabajamos".

   "Ahora que hablamos tanto del uso y del mal uso de los recursos públicos, me parece que el Ministerio de Asuntos Exteriores, que él mismo confiesa que su actividad principal es vigilar, amenazar, controlar y perseguir a otra institución del mismo estado, es particularmente inexplicable", ha añadido.