El Govern transforma la Dirección General de Servicios Penitenciarios en una Secretaría

La consellera de Justicia Ester Capella y el director de Prisiones Amand Calderó
CONSELLERIA JUSTICIA - Archivo
Publicado 08/01/2019 16:51:57CET

   BARCELONA, 8 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El Consell Executiu ha aprobado este martes el decreto de reestructuración de la Conselleria de Justicia que prevé que la Dirección General de Servicios Penitenciarios se transforme en la Secretaría de Medidas Penales, Reinserción y Atención a las víctimas, que aglutinará todo el ámbito penitenciario.

   En un comunicado, Justicia ha informado que la Dirección General de Ejecución Penal a la Comunidad y de Justicia Juvenil también dependerá de esta nueva Secretaría, que se encargará de las prisiones, los centros de justicia juvenil, las medidas penales alternativas a la prisión y la atención a la víctima.

   Con esta remodelación, la Conselleria de Justicia queda estructurada en tres secretarías: la general y dos sectoriales, además de que en esta legislatura ha incorporado las direcciones generales de Asuntos Religiosos y Memoria Democrática.

   El actual director general de Servicios Penitenciarios Amand Calderó, en el cargo desde enero de 2016, ha sido designado este martes nuevo secretario de Medidas Penales.

   Es licenciado en Derecho por la Universitat de Barcelona (UB), diplomado en desarrollo directivo en Esade y máster en Dirección Pública, y cuenta con una larga trayectoria en el departamento, donde había sido subdirector de Asuntos Penitenciarios, y jefe del servicio de rehabilitación.

   El Govern subraya, tras esta reestructuración, la importancia de la generación de nuevas oportunidades y la contribución de los centros penitenciarios y educativos "en conseguir una sociedad más cohesionada, justa y segura".

CIFRAS

   Actualmente en Catalunya hay nueve centros penitenciarios de régimen cerrado y cuatro abiertos con un total de 9.284 internos, y un 63% de la población activa reclusa (más de 4.000 personas) trabaja en las cárceles a través del Centro de Iniciativas para la Reinserción (Cire).

   La tasa de reincidencia es del 30%, con lo que siete de cada diez presos que salen de la cárcel en Catalunya no han cometido nuevos delitos.

   En los siete centros de justicia juvenil hay actualmente 246 jóvenes y menores en régimen cerrado, semicerrado y abierto, y según el último estudio del Centro de estudios jurídicos, siete de cada diez no vuelven a reincidir.

   Cada año, más de 14.000 personas cumplen medidas penales alternativas, que son básicamente trabajos en beneficio de la comunidad y determinados programas formativos.

Contador