Actualizado 18/08/2016 23:14 CET

Dos marroquíes heridos con arma blanca en Melilla tras una palea con dos compatriotas

MELILLA, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

Una pelea entre cuatro jóvenes marroquíes acabó con dos de ellos heridos con arma blanca, uno de ellos de gravedad en la cara, con un gran corte en el pómulo y otro en el brazo, después de que se originara una riña por motivos desconocidos, según han informado este jueves fuentes policiales.

Los hechos se han producido junto a la caseta de seguridad que los Agentes de Movilidad tienen en el puesto fronterizo de Beni-Enzar, lo que llevó a estos trabajadores que se estaban encargando de dirigir el tráfico y las colas a intervenir para atender a los heridos y retener a los autores de las agresiones, a pesar de que desde hace un tiempo ya no disponen de elementos de defensa como la porra o los grilletes, porque les fueron retirados.

El suceso ha ocurrido sobre las cuatro y media de la tarde cuando de repente se formó un revuelo en torno a la caseta de los agentes de movilidad. Decenas de personas se arremolinaron en el lugar al producirse una pelea muy violenta entre cuatro magrebíes, en concreto dos agredían a otros dos que se veían obligados a defenderse, pero en el transcurso de la riña los agresores sacaron armas cortantes, en lo que parecía un cutex y una botella de cristal rota, han indicado las citadas fuentes.

Así lograron herir de gravedad a estas dos últimas personas, varones de entre 30 y 40 años de edad, en un caso de forma bastante más impactante, al rajarle el pómulo de la cara de arriba abajo, y en otro con un corte pronunciado en el brazo.

Las citadas fuentes han subrayado que los agentes de movilidad, pese a carecer de medios de defensa y grilletes, consiguieron retener a los agresores hasta que vinieron fuerzas de seguridad, tanto Policía Nacional como Policía Local, que se los llevaron detenidos.

Las víctimas de la agresión, tras recibir una primera atención en el lugar de los hechos por parte del 061, fueron trasladadas en ambulancia al Hospital Comarcal, donde presumiblemente será intervenido de urgencia el herido más grave, en concreto el joven que sufrió un corte en la cara de grandes dimensiones provocado al parecer por un cutex.