Shay Mitchell, destrozada por el aborto que sufrió el año pasado

Publicado 18/07/2019 14:17:07CET
Shay Mitchell se sincera y habla por primera vez del aborto que tuvo el año pasado
Shay Mitchell se sincera y habla por primera vez del aborto que tuvo el año pasadoSHAY MITCHELL/ YOUTUBE

   MADRID, 18 Jul. (CHANCE) -

Shay Mitchell está embarazada, muy embarazada. La actriz de Pequeñas Mentirosas decidió esconder su estado del mundo durante los últimos seis meses, hasta que hace tres semanas dio la noticia, acompañada del trailer de su nueva serie de vídeos en su canal de YouTube sobre su embarazo.

En el primer vídeo, la semana pasada, la actriz confirmó el sexo del bebé: una niña. En el de esta semana, Mitchell ha mostrado al mundo como fue dar a conocer la noticia en sus redes sociales y ha hablado de un tema complicado: el aborto espontáneo que sufrió un año atrás y del que solo había hablado en una ocasión hasta el momento.

"La primera vez que estuve embarazada, el año pasado, Matte y yo no habíamos estado planeando nada. Pero sucedió y estábamos realmente entusiasmados con ello", empieza explicando la actriz en el vídeo. Mitchell compartió con el mundo el 31 de diciembre de 2018 que había sufrido un aborto en ese año, pero no quiso dar más detalles. Ahora, gracias a su documental, sabemos que estaba de 14 semanas de gestación cuando sufrió la pérdida del bebé.

EL GOLPE MÁS DURO DE SU VIDA

"En ese momento no tenía ni idea del porcentaje de abortos involuntarios. Cuando sucedió, el hecho me cegó por completo. Te sientes destrozada como mujer, y eso no es una gran sensación", dice. Fue esa experiencia la que hizo que la actriz decidiese esconder la noticia el mayor tiempo posible, hasta que se sintiese preparada para ello. "Todavía tengo las fotos en mi teléfono y todavía tengo todas las visitas al médico ... y es raro porque no las he visto, obviamente", explica, con lágrimas en la cara. "Pero no es como si me hubiera olvidado de que eso sucedió. Por supuesto que ahora estoy súper feliz, pero todavía siento lo que perdí", finaliza.

La actriz ni si quiera se ha atrevido aún a preparar la habitación del bebé, mostrando en el vídeo que el cuarto que ocupará su hija aún es una habitación de invitados. Shay quiere esperar todo lo posible antes de empezar a amueblar y preparar las cosas, porque aún tiene miedo de que pueda haber alguna complicación.

Tras meses escondiéndose, Mitchell está más feliz que nunca por poder volver a ser ella misma, por no tener que ocultarse más y poder salir a la calle e ir a eventos sin preocuparse por que la gente sepa que está embarazada. La actriz no esperaba que el camino fuese tan duro y está contenta de que por fin finalice el secreto.

Para leer más