Actualizado 02/06/2018 12:21 CET

Silvia Gómez Cuétara reaparece con los Reyes en medio de la polémica por la detención de Susana García Cereceda

Silvia gómez
JOSEFINA BLANCO

   MADRID, 1 Jun. (CHANCE) -

   La guerra entre las hermanas García Cereceda, por la herencia de su padre -Luis García Cereceda- que lleva abierta desde el 2007, continúa siete años después de la muerte del magnate, al que se le estimaba un patrimonio de mil millones de euros.

   Después de que la hermana mayor, Susana, incapacitase a su hermana pequeña, Yolanda, y a los seis años ésta recuperase su capacidad para gobernar su persona y sus bienes, Susana acaba de ser detenida, acusada de revelación de secretos, cohecho y falsedad en documento mercantil, parece que la mayor de las García Cereceda había contratado al ex comisario de policía José Manuel Villarejo para espiar a su hermana Yolanda, al marido de ésta, Jaime Ostos Jr. y a la viuda de su padre, Silvia Gómez Cuétara, que no se ha pronunciado ni ha vuelto a aparecer en los medios hasta ahora.

   El pasado viernes tuvo lugar una reunión de la Fundación Princesa de Asturias, entre cuyos miembros se encontraba Juan Antonio Pérez Simón, miembro del patronato de la fundación, que acudió acompañado por Silvia Gómez Cuétara, su novia desde hace seis años, que ha aparecido con unos espectaculares tacones de plataforma muy originales.

   Juan Antonio Pérez Simón y Silvia Gómez Cuétara llevan seis años juntos, aunque se conocen desde hace muchos más, ya que él pertenecía al círculo de confianza del que era marido de Silvia, Luis García Cereceda, padre de Susana y Yolanda. Pérez Simón es socio de Carlos Slim, uno de los hombres más ricos del mundo y ella es familia de los creadores de las galletas Cuétara.