Publicado 04/11/2015 17:51CET

Fabrican un vidrio tan duro como el acero

   MADRID, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Un equipo de investigadores de la Universidad de Tokio y el Insituto de Investigación de la Radiación Sincrotrón ha creado un tipo de vidrio que es más fuerte que muchos metales.

   En su artículo publicado en la revista Scientific Reports, los investigadores describen cómo superaron uno de los principales obstáculos en la creación de vidrio impregnado de cantidades adicionales de un óxido de aluminio, mediante el uso de lo que ellos llaman la levitación aerodinámica.

   Un cristal que no se rompa cuando se cae o cuando es golpeado por otro objeto sería útil en una amplia variedad de aplicaciones, desde las ventanas de automóviles, a los rascacielos o los teléfonos inteligentes y tabletas.

    Por esa razón, los científicos han estado buscando maneras de hacer más resistente el vidrio tradicional. Una de esas formas ha sido añadir grandes cantidades de un óxido de aluminio a la mezcla, la alúmina, ya que tiene una de las energías más altas de disociación entre los óxidos.

   Investigaciones anteriores han demostrado que el vidrio hecho con tal adición sería mucho más fuerte que el vidrio tradicional. Los investigadores no han conseguido la creación de dicho vidrio, sin embargo, debido a un problema en el proceso de producción --cuando se añade más alúmina a la mezcla mientras se produce el vidrio, se desarrollan cristales de dióxido de silicio donde la mezcla se encuentra con la superficie en la que se sostiene, haciendo un producto final sin valor en forma de vaso. En este nuevo esfuerzo, los investigadores encontraron una manera de evitar este problema quitando el recipiente del proceso.

   El nuevo proceso consiste en provocar la mezcla en el aire mientras se está formando, empujándola desde abajo con oxígeno y luego usando un láser a modo de espátula para mezclar los materiales juntos. El resultado final es un vaso con más alúmina que cualquier otra producido hasta la fecha: un vaso transparente, incoloro y extremadamente duro. Las pruebas demostraron que es más fuerte que la mayoría de los metales, y casi tan fuerte como el acero.

   Lo único que nos separa de la producción de pantallas de teléfonos inteligentes a prueba de impacto utilizando el nuevo vidrio, es que el equipo todavía tiene que encontrar una manera de convertir su método en un proceso de producción masiva.

Para leer más