Microbios subsisten aislados miles de años en salmuera bajo el hielo antártico

Antártida
MICHAEL STUDINGER / NASA
Actualizado 27/11/2012 12:09:14 CET

MADRID, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

Arrojando luz sobre los límites de la vida en ambientes extremos, un grupo de científicos ha descubierto abundantes y diversas bacterias metabólicamente activas en la salmuera de un lago antártico sellado bajo más de 65 metros de hielo.

El hallazgo, descrito en la edición de esta semana de la revista Proceedings, es sorprendente porque los estudios anteriores indican que la salmuera quedo aislada del ambiente de la superficie - y las fuentes externas de energía - hace por lo menos 2.800 años, según dos de los autores del informe --Peter Doran y Fabien Kenig-- ambos profesores de Ciencias Ambientales y de la Tierra en la Universidad de Illinois en Chicago.

"Esto nos proporciona nuevas condiciones para los límites de la vida", dijo Doran. "La temperatura baja o la alta salinidad por sí solas ya son limitantes, pero combinadas además con la ausencia de energía solar o cualquier entrada nueva de la atmósfera, hacen de éste un lugar muy duro para la vida."

Los investigadores perforaron núcleos de hielo, usando procedimientos y equipos sanitarios. Se recogieron muestras de salmuera en el hielo y se evaluaron sus cualidades químicas y el potencial de albergar vida.

Encontraron que la salmuera está libre de oxígeno, es ligeramente ácida, y contiene altos niveles de carbono orgánico e hidrógeno molecular. Los hallazgos fueron inesperados debido al ecosistema extremadamente salado, oscuro y frío, además de aislado en el hielo.

"Los análisis geoquímicos sugieren que las reacciones químicas entre la salmuera y el sedimento subyacente generan el óxido nitroso y el hidrógeno molecular," dijo Kenig. "El hidrógeno puede proporcionar parte de la energía necesaria para sustentar a los microbios".

"Nos gustaría volver y averiguar si existe un órgano apropiado de salmuera sin hielo ahí abajo", dijo Doran. "También nos gustaría conseguir algunas muestras de sedimentos para establecer mejor la historia del lago. Entre tanto, estamos usando radar y otras técnicas geofísicas para investigar lo que hay debajo". .