El molusco que reapareció 1 millón de años después

Actualizado 27/08/2009 22:02:07 CET

MADRID, 27 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un equipo de científicos francosuizos ha descubierto que el 'amonite', una subclase de molusco cefalópodo que vivió hace aproximadamente 300 años, entre los periodos 'Devónico' y 'Cretácico', reapareció en los ecosistemas, tras su primera crisis de extinción, entre diez y 30 veces "más rápido" de lo que los investigadores creían, lo que cuestiona "profundamente" las concepciones paleontológicas sobre la dinámica de la evolución de las especies.

Según informa el Centro Nacional de Investigación Científica francés (CNRS, por sus siglas en francés), hace 252,6 millones de años la crisis 'permo-triásica' por la que atravesó el planeta hizo desaparecer a casi el 90 por ciento de las especies que existen en la actualidad. Hasta el momento, los estudios estimaban que la biosfera necesitó que transcurrieran entre diez y 30 millones de años para recuperar un nivel de biodiversidad "similar al precedente".

Así, la investigación, que publica la revista 'Science', explica que la Tierra a lo largo de su historia se ha visto salpicada por numerosas 'crisis de extinción', "breves periodos de tiempo en los que se dio una fuerte disminución de la biodiversidad". En ella, los paleontólogos demuestran que los amonites sólo necesitaron un millón de años después de la extinción permo-triásica para diversificarse en la misma cantidad que antes de la crisis.

Para ello, los científicos recopilaron fósiles de la especie durante siete años y analizaron las bases existentes para determinar el ritmo de su reaparición. En total, reunieron 860 tipos de moluscos que se hallaban repartidos en 77 regiones del mundo y los clasificaron en 25 intervalos de tiempo desde el final del Carbonífero al final del Trias, lo que comprende un intervalo de cien millones de años.

Para los autores del estudio, este hallazgo da una nueva orientación a un "controvertido" debate, ya que implica que las bases sobre la crisis 'permo-triásica' en las que se trabajaba hasta el momento son "inexactas" porque se basaban en una datación "imprecisa". Por otra parte, la duración de las reapariciones de los amonites se estimaba entre cinco y 15 millones de años pero, según advierten, esta las nuevas teorías "también podrían poner en duda esta afirmación".