La Nau acoge este martes un diálogo entre imagen y poesía con el libro 'Lo que los ojos tienen que decir'

Publicado 27/01/2015 6:11:09CET

VALENCIA, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Centre Cultural La Nau de la Universitat de València acoge este martes la mesa redonda, 'Icona-textos. El diálogo entre poesía e imagen', a propósito del libro 'Lo que los ojos tienen que decir' (Cátedra, 2014) del fotógrafo Alberto García-Alix (León, 1956) y del poeta Jenaro Talens (Tarifa, 1946).

La mesa redonda, que se celebrará en las Aulas Seminarios del edificio histórico contará con las intervenciones de los autores y de los profesores de la Universitat de València, Manuel de la Fuente y Santiago Renard, y Santos Zunzunegui, catedrático de Comunicación Audiovisual de la Universidad de País Vasco, según ha informado la institución académica en un comunicado.

'Lo que los ojos tienen que decir' invita a la reflexión a través de poemas e imágenes sobre los límites y las contradicciones que acompañan al autorretrato, en fotografía o a su equivalente en la escritura poética, la autobiografía.

Desarrollado a lo largo de casi dos años, según se explica en el prólogo, este libro, surgió como proyecto en las reuniones que entre el otoño de 2011 y la primavera de 2012, mantuvieron, Santiago Auserón, Alberto García-Alix y Jenaro Talens, sobre la relación entre fotografía, música y poesía.

Por diferentes motivos, ese libro aún no ha visto la luz, pero sí 'Lo que los ojos tienen que decir', un interesantísimo libro que ha dado como resultado un diálogo 'iconotextual'. La publicación reúne los poemas de Talens poeta -Premio Internacional Loewe 1997 y en 2002 Premio Francisco de Quevedo de la Comunidad de Madrid-, ensayista y catedrático, y las fotografías de Alix, premio nacional de fotografía en 1999, premio Bartolomé Ros (PHotoEspaña, 2012), al reconocimiento de su carrera, entre otros.

Aunque el lector puede reconocer datos autobiográficos en las imágenes y en los poemas, como Talens aclara en el prólogo de este volumen, 'Lo que los ojos tienen que decir' "no somos ni Alberto García-Alix ni tampoco yo, sino un dispositivo retórico resultante de haber puesto a dialogar, a medida que avanzaba el proyecto, dos voces y dos miradas que eran y no eran las nuestras". El resultado es un intercambio de experiencias del poeta y del fotógrafo conformando un todo.