Editors y Kakkmadafakka abrochan el Low con dos lecciones de rock el día en que Izal recuperó la sonrisa

Concierto de Izal en el Low 2018
EUROPA PRESS
Publicado 30/07/2018 16:34:26CET

BENIDORM (ALICANTE), 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

La décima edición del Low Festival tocó a su fin este domingo en la Ciudad Deportiva Guillermo Amor de Benidorm dejando varias conclusiones, la primera de ellas que se despide con un notable alto en cuanto a cartel, organización y puesta en escena, con varias bandas a la altura del listón.

En su tercera fecha triunfaron Editors y Kakkmadafakka. Los de Birmingham porque de principio a fin engancharon a los asistentes y no les dejaron caer durante más de una hora de concierto. Los noruegos porque saben sacarle partido al eterno vínculo que tienen con el público español.

Los ingleses salieron ovacionados en un los conciertos más memorables de la noche, donde presentaron su recientemente publicado 'Violence'. Con Tom Smith al frente, crearon una intensa atmósfera que los revalidaba, cuatro años después de su última visita a Benidorm, como uno de los grandes shows del festival.

Este domingo ha servido también para ver a Mikel Izal recuperar la sonrisa. Tras apenas tres meses de recibir acusaciones de acoso sexual en redes sociales volvió a subirse a un escenario en un concierto que empezó raro y terminó por todo lo alto, en comunión con un público entregado y que terminó aplaudiéndole su pequeño alegato en defensa propia.

MÁS DE 80.000 ASISTENTES

El festival alicantino cerró tras haber recibido 83.000 asistentes en sus tres jornadas. Abría el domingo Santiago Auserón junto al grupo mallorquín Sexy Sadie. No pudieron faltar algunos de sus himnos más clásicos, como 'Escuela de calor' o el cierre con 'La estatua del jardín botánico'.

Sobre las tablas del Escenario Matusalem despuntó el sonido folk de Woods, seguido del irreverente rock de los murcianos Perro. En el ecuador de la noche el protagonismo fue para los emblemáticos Niños Mutantes, que estrenaban ante el público benidormense temas de su último EP, 'Diez&Medio', como 'Sin pensar' o 'No pude llegar a tiempo'.

A continuación llegó el turno de La M.O.D.A. en un enérgico directo que dio paso a la gran verbena de Las Chillers. Las madrileñas convertían su show en una auténtica fiesta de hits que terminí con un homenaje a la ruta del bakalao levantina.

KAKKMADDAFAKKA: "QUEREMOS INSPIRAR A LAS PERSONAS"

Antes de tocar escenario, el vocalista de Kakkmaddafakka, Axel Vindenes concedía una entrevista a Europa Press en la que presentaba la declaración de intenciones de la banda de Noruega.

"Queremos inspirar a las personas. Es lo que intentamos", aseguraba Vindenes, que reconocía que su último disco, Hus --Bergen Mafia Records, 2017-- ya está consolidándose entre el público.

"A la gente le ha gustado mucho. Como pasa con todos los discos, se aprecia que hasta que no pasa un año no consigues ver el efecto real que tiene. Hace falta tiempo, y en este caso, creo que ha ido un poco mejor que los anteriores", ha indicado, añadiendo que es algo que se deja notar también cuando tocan en directo.

Sobre sus letras, Vindenes ha apuntado que siempre intentan poner "alegría a la tristeza", y aunque en ocasiones elevan la tristeza al extremo --Comiendo sólo en casa sushi para dos, de 'Forever alone', es una buena muestra--, la intención siempre es que las melodías sean "animadas".

"No somos noruegos típicos, y aún así en nuestras canciones hablamos de cosas tristes. Pero nos las tomamos de otra manera. La gente noruega es bastante aburrida, y nosotros intentamos luchar contra eso. Yo he decidido no ser así, he decidido no ser aburrido, yo tengo el control y yo creo mis propios recuerdos. Y me aseguro de que mi vida sea fantástica", ha manifestado.

Vindenes sólo tiene buenas palabras para hablar del público español, "muy importante" e influyente a lo largo de su carrera "en muchos sentidos".

"Al público español le gusta la buena música. Se fijan en las letras, las trabajan, y les gustan. Cada vez que venimos nos sentimos muy bien acogidos. Nos gustaría volver todos los años", ha señalado.