Ribó, tras la vuelta de los 'bous' a las pedanías: "Vuelve la tortura animal a València"

Archivo - Joan Ribó
Archivo - Joan Ribó - Jorge Gil - Europa Press - Archivo
Actualizado: sábado, 2 septiembre 2023 15:57

Tello lamenta que la ciudad da "un nuevo paso atrás" y Robles afea a Catalá que con esta medida demuestra que gobierna "solo para los suyos"

VALÈNCIA, 2 Sep. (EUROPA PRESS) -

El portavoz de Compromís en el Ayuntamiento de València, Joan Ribó, ha considerado que tras la revocación del acuerdo de la Junta de Gobierno del 10 de junio de 2016 que prohibía la autorización de los 'bous al carrer' en las pedanías "vuelve la tortura animal" a la ciudad.

Así ha valorado, mediante su perfil en la red social X (antes Twitter), la medida del nuevo equipo de gobierno municipal del PP de dejar sin efecto el acuerdo de la Junta de Gobierno del 10 de junio de 2016, presidida entonces por el mismo Ribó cuando era alcalde de València, que prohibía la autorización de estos festejos taurinos.

De esta manera, el Ayuntamiento podrá autorizar de nuevo las solicitudes de utilización de la vía pública de las peñas en las pedanías. La resolución del Ayuntamiento que anula la orden del entonces gobierno municipal, formado por Compromís y el PSPV --el Govern de la Nau, en 2016--, se basa en un informe de servicios jurídicos y del secretario del consistorio que subraya que existe un decreto de la Generalitat que autoriza los festejos, por lo que fuentes municipales han defendido que la celebración de los mismos es "absolutamente legal".

Por su parte, la concejala de Compromís Glòria Tello ha lamentado, en declaraciones remitidas a Europa Press, que la ciudad de València da "un nuevo paso atrás" con el regreso de los 'bous' a las pedanías. "Que no nos quieran engañar, este paso atrás nace del desprecio absoluto que el PP tiene por la voluntad ciudadana, por los derechos de los animales y por que nuestra ciudad siga siendo referente", ha recalcado.

En esta línea, ha afeado al equipo de gobierno liderado por María José Catalá que "una vez más" intente "esconder en afirmaciones cobardes su voluntad de no escuchar a la mayoría de la sociedad, su absoluto desprecio a la vida de los animales --ya lo demostró eliminando la concejalía de bienestar animal-- y su absoluta falta de proyecto para València, más allá de destruir los avances conseguidos en los ocho años de gobierno de Joan Ribó".

Asimismo, la edil de Compromís ha argumentado que alegar que la Generalitat autoriza estos actos "bárbaros" no contradice "la competencia municipal de autorizar o no ciertos actos en suelo público".

"Precisamente, en esta competencia nos basamos para hacer de esta ciudad un referente en el bienestar animal y, precisamente por ello, hemos sido referentes también fuera de nuestras fronteras", ha agregado Tello.

"GOBIERNA SOLO PARA LOS SUYOS"

Por su lado, la portavoz adjunta de Compromís per València, Papi Robles, ha reprochado a la alcaldesa de la ciudad, María José Catalá, que asegurara que "gobernaría para todos" y que ahora, con esta decisión, "está demostrando nuevamente su sectarismo y que gobierna solo para los suyos".

"Las valencianas y los valencianos hemos demostrado que no queremos ningún tipo de maltrato en nuestras calles", ha remarcado, al tiempo que ha instado a Catalá a no dar "ningún paso atrás" y velar por "el bienestar de todos los animales en la ciudad", así como a la Generalitat a "trabajar por el maltrato cero" en la Comunitat Valenciana.

Leer más acerca de: