Claude Lelouch reúne a Trintignant y Aimée en la gran pantalla: "Las grandes historias de amor son inmortales"

Publicado 12/09/2019 18:42:28CET
Los años más bellos de una vida
Los años más bellos de una vida - CARAMEL FILMS - Archivo

   MADRID, 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El cineasta francés Claude Lelouch reúne de nuevo en la gran pantalla a los actores Jean-Louis Trintignant y Anouk Aimée con la película 'Los años más bellos de una vida', con la que el director recupera a los personajes de 'Un hombre y una mujer' medio siglo después de su estreno en cines.

   "He hecho esta película porque las grandes historias de amor son inmortales, no tienen fin", ha destacado Lelouch durante una entrevista concedida a Europa Press con motivo del estreno de este filme, que llega este viernes 13 de septiembre a los cines españoles.

   Para Lelouch (París, 1937), el "flechazo" ocurre cuando uno reconoce a alguien que ha amado antes, "en otra vida", ya que considera que "incluso la muerte no puede con el amor", tal y como quiere transmitir con esta película a través de sus ancianos personajes.

   "Eso solo lo puede decir alguien mayor", señala el cineasta, quien consiguió convencer a los actores protagonistas, a pesar de que Trintignant, de 88 años, había anunciado su retirada profesional. "Les explique que si aún seguíamos vivos los tres era por alguna buena razón", ha dicho.

   Ni siquiera los técnicos que trabajaron en el rodaje de 'Un hombre y una mujer' (Oscar a la Mejor película de habla no inglesa y al Mejor guion original, y Palma de Oro en Cannes) estaban vivos. "Les hice entender que era un deber hacer la película y que no era una más, que la rodábamos para nosotros y que si era interesante lo enseñaríamos a los demás", ha contado.

   Lelouch quiso hacer este cierre "porque era la película de todos los desafíos". "Asustaba a todo el mundo excepto a mí", ha destacado el cineasta, quien afirma tener "más confianza" en su inconsciente que en su "inteligencia". "Nuestro inconsciente sabe de dónde venimos y adónde vamos, nuestra inteligencia nunca lo sabrá. Con los años he aprendido a desarrollar el inconsciente más", ha confesado.

"NUNCA CONDENO A NADIE"

   Preguntado por los escándalos sexuales que rodean a figuras del cine como Roman Polanski o Woody Allen, Lelouch ha señalado que él "nunca" condena "a nadie" y "siempre" encuentra "una excusa para todo".

   "Mis películas hablan de mí, y solo hablo de lo que he conocido", apunta el director, quien cree que "las películas se parecen a sus autores", por lo que está convencido de que cuando Polanski rueda 'El oficial y el espía' "se está enjuiciando, pero solo él puede contestar a esta pregunta".

   "Tenemos todos las cualidades de nuestros defectos y hay que vivir con ello. Los artistas no son perfectos, todos tenemos defectos y los utilizamos para crear. Esos defectos que son fotogénicos y que tienen éxito también están en la literatura. Es muy difícil enjuiciar a alguien, a quien sea", agrega.

Sensacine