Bnet termina el camino del éxito y se corona campeón del mundo

Publicado 30/11/2019 23:36:16CET
Bnet termina el camino del éxito y se corona campeón del mundo
Bnet termina el camino del éxito y se corona campeón del mundo - TWITTER / BATALLA DE LOS GALLOS

MADRID, 30 Nov. (EUROPA PRESS - Óscar Gutiérrez) -

19 de septiembre de 2018. Tweet de la cuenta Red Bull Batalla de los Gallos. "Barón renuncia a su plaza en la Nacional por motivos personales. ¡Bnet ocupa su lugar tras quedar 2º en "La última oportunidad"! Por aquel entonces, Bnet era una joven promesa, una más del freestyle español. Nadie, nadie se pensaba como iba a cambiar la escena mundial de la improvisación ese tweet. Bueno, quizás el propio madrileño sí.

En esa final nacional, llegando el último de la fila, Bnet dio un salto de campeonato. Sin nada que perder, con un estilo frío, pero compacto, y con mucha capacidad de desarme, ya pasó, en apenas un mes, a ser el campeón español. En solo un mes, ya había pasado de ser una promesa a ser una realidad de la élite del freestyle. Posteriormente, iría a la final internacional, para quedar cuarto, tras perder contra Aczino y Valles T. En esos momentos, el rapero se mantuvo fiel a su estilo, le gustaba disfrutar de su arte, no le preocupaba el triunfo. Pero su viaje, no acababa más que empezar.

Fueron pasando los meses, y su nivel crecía y crecía, hasta que un día, de nuevo una baja, le abrió camino, y de nuevo, como coreó el Wizink Center en su rima ganadora, entró como reserva, y salió como campeón. Ante Valles-T, el colombiano contra él que perdió en el tercer y cuarto puesto, el madrileño llegó a la cima, y apenas poco más de un año después, se hizo campeón del mundo.

Final: Bnet volvió de su cuarto

En el tercer y cuarto puesto de 2018, Valles T consiguió cerrar su tercer puesto haciendo un juego de palabras, en el que mandaba a Bnet "a llorar a su cuarto", refiriéndose a la habitación y a la posición. Pues, un año después, el MC local volvió de él. Durante todo este año, su nivel había aumentado a un ritmo único que sorprendía a propios extraños. Así, con contundencia, puesta en escena y respuesta, consiguió ser campeón mundial. El madrileño se convirtió así en el sexto campeón internacional español de la Red Bull Batalla de los Gallos.

Semifinal: El cansancio y el talento de Valles T derrotaron a Aczino

Aczino, iba a por uno de sus grandes sueños, ser el primer bicampeón internacional. Para intentar llegar a ella, tuvo una rama muy difícil. Primero derrotó, con mucho sudor, al vigente campeón Wos. Posteriormente, al talento puro de la juventud de Trueno. El efecto matagigantes, en el que muchas veces quien se enfrenta a la bestia tiene más posibilidades que ganar a la bestia, y el talento de cada uno de los oponentes, le fue cansando poco a poco. Eso hizo, que cuando el brillo y la puesta en escena del subcampeón Valles T, se cruzaran en su camino, por mucho que hubiera ganado en las primeras rondas en las réplicas, en la tercera ocasión, el gigante padeciese.

Por su parte, Bnet se enfrentó a la sorpresa del día, el costarricense SNK. Aunque el MC visitante, había enamorado al público, Bnet había vuelto a hacer su trabajo, y estaba en su mejor momento para la mejor ocasión. Con una contundencia y un talento sobrehumanos, el madrileño llegó por primera vez a la final internacional.

Cuartos de final: ritmo y talento

En cuartos de final, el tico SNK dio la primera gran sorpresa de la noche. El MC, pudo batir al campeón local Zasko Master, que hizo un buen trabajo, pero no fue suficiente. En el segundo enfrentamiento, Bnet empezó a mostrarse serio, quería dejar claro, esta era su oportunidad, después de quedar cuarto en Argentina, pero solo quería ganar. Por ello en uno de los enfrentamientos más diferentes en tipo de rapeo, dejó fuera de juego a Yartzi.

En el tercero, el colombiano Valles T señaló su camino hacia el subcampeonato. Su puesta en escena brilló y deslumbró a Jokker. Para terminar, el veterano Aczino, el mayor de los contrincantes, dejo claro a Trueno, que aunque es una promesa con mucho talento, las tablas en el escenario pesan, aunque tuvo que sudar para conseguirlo.

Octavos de final: todos preparados

La primera ronda fue una muestra de una buena organización. El formato permitió hacer crecer a los batalleros y dejar fluir el talento. Además, fue un ejemplo del crecimiento de esta disciplina. La última final internacional realizada en España fue en 2014 ante unas 2.000 personas. Cinco años después, la final internacional provocó en España el tercer lleno en el WiZink Center ante más de 17.500 personas.

En la primera batalla tuvo una de las primeras sorpresas. El costarricense SNK ganó a Jaze, una de las jóvenes figuras más potentes. Posteriormente, el español Zasko Master consiguió imponer su estilo callejero frente a una potencia underground mexicana como Lobo Estepario. El campeón Bnet entró en la tercera batalla. El madrileño comenzó muy relajado, consciente de su nivel, pero reservando fuerzas, lo cual hizo que Carpe Diem le prestase más batalla de la que se esperaba en un principio.

En las próximas batallas, la experiencia fue el punto que provocó el desempate. El flow de Yartzi ganó a Franco, y el subcampeón Valles T, comenzó a dejar su nivel que le llevaría hasta el segundo puesto frente a un Chang peleón que no le pudo dar batalla. En una de las batallas más igualadas de octavos, posteriormente, Jokker eliminó a Litzen. A partir de ahí, se dejó uno de otro de los grandes protagonistas, Zone y sus beats. En él, Trueno mostró su puesta en escena, su rap callejero, para derrotar a Tito MC.

En ese momento, se desencadenó, el gran momento de octavos, Aczino vs Wos, la final internacional de 2018. Dos de los mejores MCs del mundo se batieron al máximo de sus fuerzas. El estilo de Wos, frente a la garra de Aczino. El ganador de la batalla se fue variando cada poco, e hicieron falta dos réplicas para que Aczino pudiera pasa a la siguiente fase.

Contador