Balonmano.- Dragan Skrbic anuncia su retirada tras 22 años como jugador profesional

Actualizado 17/04/2007 16:21:18 CET

Balonmano.- Dragan Skrbic anuncia su retirada tras 22 años como jugador profesional

Actualizado 17/04/2007 16:21:18 CET

BARCELONA, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

El internacional serbio Dragan Skrbic, actual jugador del FC Barcelona Cifec, anunció hoy su retirada del balonmano a finales de esta temporada, después de 22 años como profesional y cinco en el club barcelonista, acompañado por el presidente del FC Barcelona, Joan Laporta, y rodeado de todos los miembros del equipo, jugadores, el técnico Xesco Espar y el ex entrenador Valero Rivera en un acto celebrado en la sala de prensa del Camp Nou.

Skrbic, de 38 años, tenía ofertas de clubes españoles y extranjeros para continuar jugando, pero cree que "era el momento justo para dejarlo".

"Físicamente estoy bien y podía seguir jugando, pero ya lo tenía bien pensado desde hace un tiempo. Una de las razones por las que lo dejo es porque después de haber estado en un club de la grandeza del Barcelona, ya no me apetece jugar otro sitio", explicó.

En una multitudinaria despedida, expresó un gran agradecimiento al Barcelona, a su presidente, a sus compañeros y a los técnicos, sobre todo al ex entrenador de la época de mayores éxitos del Barça, Valero Rivera, artífice de su fichaje en 2002. "Cuando Valero me llamó para fichar por el Barcelona no lo dudé en ningún momento y gracias a él me he hecho un campeón", dijo, subrayando la conquista en 2005 de la Liga de Campeones.

"Antes de venir al Barça había ganado muchos premios individuales, pero el balonmano es un deporte colectivo y lo que cuentan son los títulos de equipo, y aquí he logrado el sueño de ser campeón de Europa que había perseguido toda la vida", señaló.

Esta temporada, se retira habiendo ganado la Copa del Rey, "mi último título", y con el objetivo de "seguir disfrutando e intentar cumplir el objetivo de clasificarnos para la próxima Liga de Campeones".

UN PALMARÉS ENVIDIABLE. Skrbic, "el carácter natural de un equipo ganador", en palabras de Joan Laporta, se despide después de dos décadas en la elite, en las que ha pasado dos etapas en España, donde este año cumple su quinta temporada en el Barcelona, su cuarto club en la Asobal, tras el Atlético de Madrid (93-94), el Alzira (94-95) y el Ademar de León, donde pasó dos años (95-97). Además, jugó en el Estrella Roja serbio, el Celje esloveno y el Northorn alemán.

Como azulgrana ha alcanzado sus mayores éxitos, entre los que destacan una Liga de Campeones, un objetivo que antes le había llevado a fichar por el Celje, con el que cayó dos veces en las semifinales ante el 'Dream Team' del Barça que dirigía Valero Rivera, así como dos Ligas Asobal, dos Copas del Rey, una Copa EHF y una Supercopa de Europa, aunque también con la selección de Yugoslavia, con la que ganado cuatro medallas de bronce, dos en Mundiales y otras dos en Europeos.

En su palmarés, también figuran grandes premios individuales: mejor jugador del mundo en 2000, mejor jugador extranjero y máximo goleador de la Liga Asobal (96-97) y mejor jugador de la Bundesliga (97-98) en su etapa en el Hameln.

El próximo septiembre cumplirá 39 años, "aunque no lo parezca", bromeó, y asume que retirarse es "la decisión más difícil" que ha tomado hasta ahora, pero cree que su carrera ha llegado a su fin y planea su futuro en Valencia, acompañado de su mujer y sus tres hijos.