Sastre: "Tengo arañazos por todos los lados, pero no he llegado a caerme"

Actualizado 02/09/2008 22:51:15 CET

PUERTOLLANO (CIUDAD REAL), 2 Sep. (EUROPA PRESS) -

El corredor del CSC Carlos Sastre, vencedor del Tour de Francia de 2008, afirmó hoy que tiene secuelas por todo el cuerpo al verse involucrado en la caída a 3,1 kilómetros de la meta de la cuarta etapa de la Vuelta ciclista a España, disputada entre Córdoba y Puertollano, aunque no llegó a tocar el asfalto.

"Me he caído justo antes de la pancarta de 3 kilómetros. Tengo arañazos por todos los lados, pero no he llegado a caerme. Son muchos los intereses de los equipos y, claro, cada uno quiere estar delante y todo el mundo no puede hacerlo", manifestó el corredor abulense, que se rozó con una alambrada y llegó con el 'culotte' hecho jirones a la meta.

Aún así el jefe de filas del CSC dijo que el contratiempo de los últimos kilómetros "no ha sido nada serio". "He podido entrar sin perder tiempo con respecto a mis rivales, que para mí era lo más importante de cara a la etapa de mañana", añadió.

Sastre señaló que, sin la motivación del público, no sería posible poder alargar una temporada en la que ha disputado el Tour y los Juegos Olímpicos de Pekín. "La vuelta para mí ha sido siempre especial. Estoy cansado, pero he tratado de hacer la misma preparación de siempre. Si he venido a la Vuelta es por que creo que tengo una posibilidad, pero no me quiero obsesionar", comentó.

La montaña asturiana "es dura", pero, según él, los Pirineos benefician más a los escaladores y marcarán las diferencias de la Vuelta. "Mañana es una etapa para especialistas, y lo que hay que hacer es no perder más de lo que tienes previsto, para recuperarlo en la montaña", manifestó.