Publicado 10/02/2015 01:00CET

Abidal: "El Barcelona siempre responde cuando menos lo espera la gente"

Eric Abidal
REUTERS

MADRID, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

El exfutbolista del FC Barcelona Éric Abidal ha asegurado que el FC Barcelona de Luis Enrique "se parece mucho" al de Pep Guardiola, al que "no" ve como entrenador si vuelve al club catalán pero sí como presidente, además de afirmar que el cuadro azulgrana "siempre responde" y que se imagina a su compatriota Zinédine Zidane "como entrenador del Real Madrid".

"El Barça siempre dará una buena imagen, da igual los resultados. Es un club muy grande, en una temporada puede pasar muchas cosas pero cuando menos lo espera la gente, el Barça siempre responde. Cuando más presión tiene, mejor hacen el trabajo. Tienen un jugador que bate todos los récords y sigue haciendo todos los goles, un tridente espectacular y el equipo está equilibrado", declaró en una entrevista a 'Al primer toque' de Onda Cero.

Además, el exlateral alabó al actual técnico azulgrana. "Luis Enrique saca más partido al equipo porque conoce la casa. Es difícil implantar las ideas, hay jugadores muy grandes pero hacer una buena salsa con todos esos ingredientes no es fácil para un entrenador. Por eso no le fue bien al Tata Martino", explicó.

"El Barça siempre intentó jugar bien al fútbol. El Madrid usa una táctica más directa, de contraataque. Este Barça del 2015 se parece mucho al de Pep. Los jugadores saben lo que era bueno de Guardiola y lo que es bueno de este", prosiguió.

Tampoco rechazó hablar del actual entrenador del Bayern Munich, Pep Guardiola, al que no ve de vuelta en el banquillo del Camp Nou. "Nunca se sabe, de entrenador creo que no, en la directiva puede ser. Conoce bien la casa, marcó historia, si vuelve será a la directiva o como presidente. La gente sabe que es capaz de hacer cosas muy grandes", indicó.

Sobre el de Santpedor, afirmó que era "muy inteligente a nivel táctico" y que "los títulos le dieron la razón". "En el primer partido de Liga en Numancia, perdimos, y nos dio una charla en el vestuario. Nos dijo que le estábamos jodiendo todo lo que habíamos trabajado en la pretemporada. Nos pidió que le hiciéramos caso", recordó.

Abidal explicó también que su decisión de rechazar un puesto en el organigrama azulgrana no tiene que ver con la directiva. "No tengo problemas con Bartomeu, ni con Zubi ni con Rosell, pero es mejor tener todo en la mesa y buscar soluciones sabiendo que mi prioridad ahora es la fundación. Si estoy ocho horas en el Barça, ¿cuándo me ocupo de mi fundación? Acabo de colgar las botas, poco a poco. Me he perdido muchos momentos de mi familia. Necesitamos tiempo para saber exactamente qué queremos hacer", subrayó.

El galo, que confesó que echa "de menos" al fallecido Tito Vilanova y que piensa mucho "en él y en su familia", aseguró que el cáncer de hígado que tuvo que superar le dio "más fuerza". "Lloré de dolor. Me ayudaron muchos los gestos de mis compañeros, éramos la familia Barça. Guardo todas las camisetas que usaron equipos de todos los países", rememoró.

"Mi ejemplo era un jugador de rugby que se sometió a un trasplante de riñón: Jonah Lomu. Pese a que el rugby es un deporte de mucho más contacto que el fútbol, jugó dos años más a alto nivel de rugby después de ser trasplantado. Me dijeron que había que intentarlo", aseveró.

Además, agradeció la donación de su primo, que realizó "un gesto muy difícil". "Cuando los doctores dicen que el donante tiene más riesgo que el que recibe, ¿qué haces tú? Si pasa algo, ¿qué le digo a mi tía? Él está bien de salud, no es tan fácil hacer un trasplante. Me pusieron en lista de espera durante tiempo, la enfermedad iba muy rápido. Yo no hablaba con mi primo, le decía a los cirujanos que me esperaba", dijo, antes de asegurar que "no" tiene "mono de fútbol" tras su retirada.

"TIENEN QUE RENOVAR A ALVES YA".

Por otra parte, Abidal habló de sus excompañeros y aseguró que ve al argentino Leo Messi "como siempre" y al central Gerard Piqué demostrando "que puede volver a su mejor nivel" y que "la historia" del exfutbolista Carles Puyol con el Barça "no está terminada".

Además, abogó por la renovación del lateral brasileño Dani Alves. "Le tienen que renovar ya. Es el mejor lateral derecho del mundo, si fuera presidente le llamaba para renovar. El Barça no puede fichar y hay que guardar a los mejores. La edad no tiene importancia, mira a Pirlo, y le siguen renovando", analizó.

El de Saint Genis-Laval también habló de Zinédine Zidane, al que ve en el banquillo del primer equipo del Real Madrid en un futuro. "El jugador que más me ha emocionado ha sido Zidane. Al principio sólo le miraba por la tele, cuando estuve con él en el campo vi más nivel. Inteligente, humilde, gana todo... No buscaba el reconocimiento de la gente. Le veo como entrenador del Madrid", sentenció.

Abidal valoró, por otra parte, al atlético Antoine Griezmann, que "no tiene miedo de nada". "Tiene mucha capacidad: ataca, defiende... y tiene buena mentalidad para la edad que tiene. Siempre piensa en el equipo, no es nada egoísta. Es un honor para el entrenador tener un jugador así", manifestó, y aseguró que su compatriota Raphaël Varane es "inteligente, rápido, alto, y aprende con los grandes".

Por otra parte, valoró el pasado derbi madrileño entre Atlético y Real Madrid (4-0). "Me gustó la manera del Atleti, me recuerda a cuando íbamos ganando en la media parte 2-0 y Guardiola nos decía que si podíamos metiésemos 5 o 7. Porque si llega un día que tu equipo no está bien y el quipo te puede meter 9, lo hará. Querían hacer lo máximo. No juegan para el 1-0", declaró, antes de destacar la "actitud" habitual de Karim Benzema y Tiago Mendes con sus equipos.

Por último, habló de la fiesta de cumpleaños del portugués Cristiano Ronaldo tras el partido, cuestionada tras la abultada derrota. "Yo no hago fiestas. Aunque después de perder 4-0 hagas una fiesta, ya no vas a ganar el partido. Un cumpleaños es un cumpleaños, no lo digo para defender al jugador", concluyó.