Publicado 25/04/2016 22:25CET

El Celta celebra su clasificación europea metiendo al Granada en problemas

Aspas Celta
LALIGA

MADRID, 25 Abr. (EUROPA PRESS) -

El RC Celta de Vigo ha sumado una nueva victoria gracias a un doblete del delantero Iago Aspas ante el Granada (2-1), que acerca a los vigueses a cuatro puntos de los puestos que dan acceso a la Liga de Campeones e impide el respiro nazarí a falta de tres jornadas para la conclusión de la Liga BBVA, manteniendo los andaluces la mínima ventaja respecto al descenso en el puesto 17.

Tras certificar su clasificación para competición europea este fin de semana antes incluso de haber jugado, los hombres de Berizzo se tomaron el choque como un festejo en el que, por qué no, el sueño podría ir más allá de la Europa League. Con la tranquilidad que supone el haber hecho los deberes con tiempo por delante, los celestes se soltaron hacia la portería de Andrés Fernández desde el minuto uno y gozaron de las mejores ocasiones del duelo.

La falta de acierto en el asedio al que los gallegos sometieron al Granada tuvo al fin su recompensa desde el punto de penalti, el cual resolvió Iago Aspas engañando al portero. En un acto de pillo, Guidetti metió el pie antes de que Miguel Lopes pateara al balón cuando tenía el balón en su posesión, dando lugar a una pena máxima tan clara como absurda.

La necesidad nazarí se coló en medio de la fiesta de Balaídos y, tras varios arreones que rondaron el gol, obtuvieron fortuna después de un disparo lejano que El Arabi desvió lo justo para que Rubén Blanco fuera incapaz de reaccionar con suficiente rapidez. No obstante, la alegría rojiblanca duró un abrir y cerrar de ojos. Solamente los gallegos estaban invitados a la celebración y el propio Aspas fue el encargado de recordarlo, anotando el segundo y definitivo tanto tras una magistral asistencia de Nolito.