Actualizado 09/03/2009 13:46 CET

El Villarreal busca el pase a cuartos en el 'infierno' griego

VILLARREAL, 9 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Villarreal buscará mañana su pase a cuartos de final de la Liga de Campeones en el Spiros Louis de Atenas ante el Panathinaikos (20.45/Canal Plus), en un partido en el que los castellonenses tienen la obligación de salir al ataque, debido al empate a uno de la ida.

Los amarillos, pese a dominar a los griegos en El Madrigal, sólo pudieron batir al portero Galinovic desde el punto de penalti. Para mañana, los de Pellegrini deberán desplegar el mismo juego, pero con un mayor acierto en ataque.

Para ello, todo apunta a que el técnico chileno apostará por la delantera que mejor rendimiento le ha dado al equipo en la presente temporada, Rossi y Llorente. El italiano descansó el pasado sábado ante el Espanyol y será la principal referencia de los visitantes en el apartado ofensivo.

La segunda plaza en ataque se la disputarán Nihat y Llorente. El turco disputó todo el partido el pasado sábado, mientras que el vasco sólo estuvo 62 minutos. Otros jugadores que rotaron ante el Espanyol como Eguren o Cazorla volverán igualmente al once amarillo.

La única duda en forma de lesión la representa Javi Venta. El asturiano se quedó fuera de la lista en la última jornada de Liga, pero ha viajado con la expedición a Atenas, y su inclusión en el once dependerá de la evolución de sus molestias musculares.

De este modo, la única baja confirmada del Villarreal es la del central Gonzalo Rodríguez, que aún tiene por delante una semana más tras la lesión muscular que se produjo hace semanas. El resto de la plantilla, es decir, los 21 jugadores disponibles, viajaron a la capital griega.

Pese a que el empate a varios goles clasifica al Villarreal, los castellonenses deben salir a por la victoria, algo que no consiguen fuera de El Madrigal desde el 2 de noviembre de 2005, cuando vencieron en el estadio de La Luz al Benfica por 0-1. En la presente edición de la 'Champions', no ha podido ganar en Manchester, Aalborg ni Glasgow.

EL PANATHINAIKOS SE AFERRA A SU PÚBLICO

Por su parte, el Panathinaikos llega al partido de vuelta con la ventaja de cosechar el empate a uno en Villarreal. El gol de Karagounis hace que los españoles deban salir a por la victoria, por lo que el equipo de Ten Cate puede replegarse y puede utilizar el contraataque como su principal arma.

Uno de los factores que tendrá a favor el equipo griego será el ambiente, ya que el OACA Spiros Louis de Atenas es, pese a la pista de atletismo que tiene, uno de los campos más calientes del panorama europeo, y ante la ocasión que se le presenta al equipo en el año de su centenario, todo apunta a que el estadio será una caldera.

Desde el 1-1 de la ida, los helenos ha cosechado resultados opuestos. Por un lado, el Panserraikos demostró que el Panathinaikos es vulnerable en su estadio, ya que venció por 2-3 en la Copa griega en un partido que Ten Cate utilizó a varios de sus titulares. Y por otro lado, el equipo de Atenas venció por 3-0 al Larissa en el último partido de Liga, con goles de Salpingidis, Gilberto y Hristodoulopoulos.

En competición europea, el Panathinaikos ha cosechado en su estadio todos los resultados posibles. Del 1-0 al Anorthosis al 0-2 ante el Inter de Milán, pasando por el 2-2 ante el Werder Bremen. En la fase previa el equipo griego sí que se mostró solvente, ya que ganó 1-0 al Sparta de Praga y 3-0 al Dínamo Tbilisi.

El entrenador Ten Cate tendrá las bajas de Goumas, por sanción, y del delantero Mantzios, por la lesión en la rodilla que se produjo en el partido de ida. Por otro lado, Mattos ya se ha recuperado de la lesión que ha arrastrado en el último mes.