Actualizado 05/08/2021 06:26 CET

Asier Martínez, sexto en la final de 110 metros vallas

Asier Martínez junto a Grant Holloway  y Andrew Pozzi en la final de los 110 metros vallas de los Juegos Olímpicos de Tokio Photo: Martin Rickett/PA Wire/dpa
Asier Martínez junto a Grant Holloway y Andrew Pozzi en la final de los 110 metros vallas de los Juegos Olímpicos de Tokio Photo: Martin Rickett/PA Wire/dpa - Martin Rickett/PA Wire/dpa

MADRID, 5 Ago. (EUROPA PRESS) -

El atleta español Asier Martínez ha concluido en una brillante sexta posición en la final de los 110 metros vallas de los Juegos Olímpicos de Tokio, donde ha saltado la sorpresa con la victoria del jamaicano Hansle Parchment.

El navarro, de 21 años y en su primera final olímpica, se marcha de la capital japonesa tras dar un paso adelante, con más experiencia y habiendo minimizado en parte el daño causado por la baja casi de última hora de Orlando Ortega, subcampeón olímpico en Río de Janeiro (Brasil).

Además, en el tartán del Estadio Olímpico ha ido de menos a más según avanzaban las rondas y mejorando sus prestaciones, pasando de los 13.32 con los que ganó su serie clasificatoria a los 13.22 con los que concluyó la final, su mejor marca personal, cinco centésimas mejor de la que ya había logrado en las semifinales.

Martínez no salió excesivamente bien y a partir de ahí se alejó de la pelea por los metales, destinada al estadounidense Grant Holloway y los jamaicanos Hansle Parchment y Ronald Levy. El americano, actual campeón del mundo y gran favorito, no pudo con el ímpetu de Parchment que se llevó el oro con mejor marca del año (13.04), cinco centésimas más rápido que Holloway, mientras que Levy se quedaba con el bronce (13.10).

"No sé qué decir, estoy feliz, pero no tengo palabras y estoy en una nube y no soy consciente de donde estoy ni del resultado. Veníamos buscando marca, pero tampoco reparábamos mucho donde podíamos estar con ello. Hemos sacado lo que teníamos en las piernas y estoy más que feliz", señaló Martínez en declaraciones facilitadas por la RFEA.

Para leer más