Economía.- El economista Pedro Schwartz apuesta por reestructurar las cajas de CyL antes de englobarlas en un holding

Actualizado 14/11/2008 20:42:57 CET

ÁVILA, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El economista Pedro Schwartz, premio Jaime I de Economía, apostó por la reestructuración de las seis cajas de ahorros de Castilla y León y por que se cierren las que tengan pérdidas antes de englobarlas en un holding.

Según explicó Pedro Schwartz tras su conferencia en el congreso Wonderworld, que ha organizado en Ávila la compañía de software empresarial Wonderware Spain, la Junta de Castilla y León "está actuando de forma correcta" desde el punto de vista político, pero "no lo está haciendo bien".

"No consiste en meterlas todas bajo un holding, como se va a hacer en Castilla y León, o sencillamente unirlas como se va a hacer en Andalucía, sino que consiste en ver qué hacen las cajas", continuó, argumentando que "si resulta que algunas están en pérdidas, habrá que cerrarlas, y lo mismo ocurre con algunos bancos más pequeños, que también tienen que revisar cómo están y a lo mejor los tienen que comprar otros".

En su opinión, "no basta con hacer un holding debajo del cual se metan las cajas sin cambiar; si el balance de las cajas no es positivo, tienen que cortar lo que no funciona y fundirse en una caja quizá más grande, pero donde haya reestructuración".

Para Schwartz, "la decisión del Gobierno de Castilla y León de únicamente hacer un holding y decirle a las cajas que a ver si entran allí, no basta", sino que cree que "cambiar el sistema está en manos del Gobierno de Castilla y León porque pueden cambiar la legislación".

Consideró, además, que 2009 será un año de "grandes dificultades" para las empresas y que España puede salir pronto de la crisis porque "tiene una industria moderna y empresas que son capaces de invertir el extranjero", pero añadió que para eso "no pueden subirse los salarios como está ocurriendo, no puede haber un salario mínimo que impida que la gente encuentre trabajo ni esos grupos de personas que tienen el privilegio de que cuando se van hay que pagarles 40 días por año trabajado".