Economía.- PP ha pedido al Gobierno que aclare cuánto es el máximo saldo vivo de avales que habrá para la banca

Actualizado 11/11/2008 21:55:06 CET

El Gobierno y los populares están negociando e intercambiando papeles para desarrollar el decreto de avales a las entidades financieras

MADRID, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Partido Popular ha pedido al Gobierno que aclare cuánto es el máximo saldo vivo de avales que podría haber para la banca, según informaron a Europa Press fuentes populares.

El Gobierno y el equipo económico de Partido Popular han comenzado ya a negociar el desarrollo del segundo decreto aprobado por el Gobierno para apoyar al sistema financiero español, el referido a los avales que concederá el Ejecutivo para que los bancos españoles puedan obtener financiación.

Sin embargo, según las fuentes consultadas, el proceso está siendo lento ya que una de las primeras cuestiones que han propuesto los populares es que el Ministerio de Economía aclare cuánto es el máximo saldo vivo de avales que podría haber para la banca, es decir, qué cantidad podría estar avalando el Gobierno a la vez.

Esta petición se debe a que, inicialmente, el Gobierno había anunciado que habría un fondo de compra de activos de 30.000 millones, ampliable hasta los 50.000 millones de euros y la posibilidad de avalar, por parte del Estado, hasta un total de 100.000 millones de euros.

Sin embargo, el pasado sábado, tras el Consejo de Ministros, el vicepresidente económico habló de que se podría llegar a 250.000 millones de euros. Por este motivo, en el PP quieren aclarar previamente de que cifra de avales se está hablando.

Fuentes del PP consultadas por Europa Press también expusieron sus dudas de que sea positivo hablar de una cifra mayor de avales cuando aún no se sabe si se agotarán los aprobados inicialmente por el Gobierno, por valor de 100.000 millones de euros.

Además de este asunto, el Gobierno y los populares se están intercambiando información sobre otras cuestiones, como el precio que costarán los avales o qué ocurrirá si un banco, avalado por el Estado español, no paga.