HSBC aspira a aumentar un 20% la capacidad de préstamo inmobiliario en 2009

Actualizado 08/12/2008 23:06:52 CET
Reuters

LONDRES, 8 Dic. (EUROPA PRESS/Eva Martínez Millán) -

HSBC prevé aumentar un 20 por ciento la capacidad de préstamo para viviendas el próximo ejercicio, a partir de un fondo de 15.000 millones de libras (unos 18.000 millones de euros) con el que aspira a aprovechar la reticencia de los bancos afectados por la congelación del crédito y la falta de liquidez que ha generado la crisis financiera.

La entidad británica, que apenas se ha visto influida y no ha precisado recurrir al plan de rescate del Gobierno, anunció hoy que la elevación de las partidas para hipotecas hasta los 15.000 millones supone casi el doble de los 7.800 millones con el que este apartado contó en 2007 y que supera también el montante que baraja alcanzar a final de este año, de unos 12.800 millones de libras.

En este sentido, pese a la caída del mercado que se espera en el próximo ejercicio el director de gestión de HSBC, Paul Thurston, manifestó hoy que la compañía "no tiene la intención de cerrar las puertas a los clientes o comprometer su reputación en el préstamo responsable".

Al respecto, la presión sobre los bancos ha aumentado para que trasladen a los usuarios los recortes de intereses acometidos por el Banco de Inglaterra, hasta tres puntos en dos meses, que han situado la tasa en el 2 por ciento, así como para que estimulen la concesión de créditos a partir de las ayudas obtenidas por el plan de rescate del Gobierno.

PORCIÓN MAYOR EN UN MERCADO MENOR

Con todo, el sector hipotecario prevé una paralización en 2009 debido a la falta de capital que todavía sufren los bancos, que podría motivar, precisamente, el aumento de la cuota para HSBC, que aspira a hacerse con "una porción mayor de un mercado menor".

Para ello, baraja emplear sus recursos propios y financiar un ámbito de cobertura mayor al que puede tener acceso, al no depender de los mercados financieros o el número de usuarios domésticos para hacerse con la financiación necesaria.

Así, a una media de 100.000 libras por cliente, el fondo de 15.000 millones podría dar como resultado un total de 150.000 créditos, la mayoría entre usuarios ya existentes que cambian de residencia o que se mantienen en la misma, pero con cambios en los acuerdos.

No en vano, HSBC precisó que la mayoría del mercado que pretende recabar no será entre los primeros compradores, sino entre su propia cartera, y se comprometió a que, pese a que "parece que los precios de la vivienda caerán el próximo año, la calidad de la red hipotecaria --de HSBC-- no lo hará".

Europa Press Comunicados Empresas