Bruselas confía en que India no abra guerra comercial por sus recargos a emisiones de CO2 del sector aéreo

Actualizado 25/05/2012 16:25:35 CET
Aviones
CEDIDA

BRUSELAS, 25 May. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha confiado este viernes que en India no abra "una guerra comercial por menos del precio de un café en el aeropuerto" con la Unión Europea por el impuesto cobrado por norma comunitaria a todas las aerolíneas que utilizan los aeródromos europeos para compensar las emisiones de CO2 del sector aéreo tras la amenaza de Nueva Delhi de prohibir a las aerolíneas europeas utilizar su espacio aéreo en señal de protesta.

"Un trayecto Bruselas-Nueva Delhi costaría alrededor de 1,5 euros por pasajero. En el mundo del siglo 21... ¿Vas a ir a una guerra comercial por menos del precio de un café en el aeropuerto?. Esto no es una estrategia inteligente", ha zanjado el portavoz del Ejecutivo comunitario de Clima, Isaac Valero, en rueda de prensa, preguntado por la nueva amenaza del Ejecutivo indio.

El portavoz ha evitado polemizar por la nueva amenaza india y ha insistido en que desde Bruselas están "muy contentos" por la postura del Ejecutivo de Nueva Delhi "a favor de un acuerdo global para reducir las emisiones de la aviación".

"Nosotros también, de hecho, hemos estado empujando para este acuerdo global durante más de 20 años", ha recalcado el portavoz, insistiendo en que Bruselas confía en esta posibilidad.

De acuerdo con la legislación europea, desde el pasado 1 de enero, todas las aerolíneas que utilicen los aeródromos europeos serán gravadas con un impuesto previsto en el Plan de Emisiones por el Comercio para compensar por sus emisiones de CO2.

SANCIONES.

Las sanciones rondan los 100 euros por tonelada de dióxido de carbono emitida para aquellas compañías aéreas que no quieran hacer frente a dicho impuesto. En caso de una reiterada desobediencia de la norma, la UE tiene la potestad de prohibir que tales aerolíneas operen en los aeropuertos europeos.

Bruselas no descarta modificar su legislación si a nivel internacional en el seno de la Organización Internacional de la Aviación Civil (ICAO) se aprueba "una medida que permita una reducción de emisiones efectiva".

El Tribunal de Justicia de la UE (TUE) ya falló a finales del año pasado a favor de Bruselas al considerar que la legislación europea no viola ningún principio del Derecho Internacional ni de la soberanía de terceros países ni es discriminatoria porque se aplica a todas las aerolíneas que operan en Europa.

Además de India, países como China, Estados Unidos, Rusia y Canadá han criticado duramente estos recargos para las aerolíneas extranjeras que operan vuelos desde o hacia la UE.