Economía/Turismo.- El PE aprueba la reforma del código de conducta para los sistemas de reserva de vuelos

Actualizado 04/09/2008 20:53:32 CET

BRUSELAS, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento Europeo aprobó hoy la reforma del código de conducta para los sistemas informatizados de reserva de vuelos (SIR), encaminada a reforzar la protección de los consumidores, que tendrán derecho a partir de ahora a "conocer todos los impuestos, tasas y recargos" que tendrán que pagar a las compañías aéreas, e "impulsar la competencia".

Las nueva normativa favorecerá también a las propias aerolíneas al impedir ciertos "abusos de mercado" y evitar la discriminación de las pequeñas aerolíneas en favor de las grandes.

Así, estipula que "los precios deben incluir las tarifas y todos los impuestos, tasas, recargos y derechos aplicables que deba pagar el comprador a la compañía aérea o al operador de transporte ferroviario y que sean inevitables y previsibles en el momento de la presentación".

La información relativa a productos combinados no aparecerá en la presentación, dejando a la elección del abonado, las opciones de viaje que se ordenarán o por tarifas o por horario de salida o por duración total del viaje.

En el caso de que ofrezcan en el SIR servicios de trenes entre dos ciudades, en la primera pantalla de la presentación principal figurará al menos el primero de los servicios de tren o de los servicios aéreo-ferroviarios. Para los vuelos de menos de 90 minutos, cuando las opciones de viaje aparezcan en una lista, la primera opción debería ser el tren, incluyendo todas las conexiones disponibles con este medio.

El acuerdo recoge además que los SIR deben proporcionar información sobre las emisiones de CO2 y el consumo de combustible del vuelo. Dicha información podría presentarse mediante datos sobre el consumo medio de combustible por persona en litros y el promedio de las emisiones de CO2 por persona y podría compararse con datos de la mejor alternativa --conexión por ferrocarril o tren-- para los trayectos de menos de cinco horas.

"FOMENTAR LA TRANSPARENCIA".

El reglamento, que fue aprobado por 496 votos a favor, 103 en contra y 23 abstenciones, tiene además como objetivo incrementar la competencia entre los distintos SIR, puesto que las compañías aéreas podrán negociar libremente con los SIR la reducción de las tarifas, lo que servirá también para reducir los costes.

Por otra parte, con la aprobación de dicho reglamento se busca "fomentar la transparencia" e impedir cualquier abuso del mercado o distorsión de la competencia, garantizando siempre el máximo nivel de protección de los consumidores.

Los SIR o sistemas de reservas actúan como intermediarios entre las compañías aéreas y las agencias de viajes, como Amadeus o Sabre. El código se aplica principalmente a las reservas de las compañías aéreas, aunque también a los servicios ferroviarios integrados en un SIR de transporte aéreo.

Según recuerda la Eurocámara, este código se creó hace 20 años cuando la mayor parte de las reservas se efectuaban por medio de SIR, que pertenecían a las propias líneas o estaban controlados por ellas. En los últimos años, las compañías aéreas han dejado de ser propietarias de SIR, con la excepción de Amadeus, cuya propiedad es compartida por tres compañías como accionistas minoritarios Air France, Iberia y Lufthansa.

En la actualidad, se calcula que el volumen de facturación generado por las empresas que prestan servicios SIR supone cerca de 8.000 millones de euros, mientras que el mercado europeo de empresas de viajes se estimaba en 2005 en 88.200 millones de dólares y se espera que crezca hasta el 11% en los tres próximos años.