Publicado 10/06/2020 14:08:22 +02:00CET

La crisis provoca un "salto de 10 años" en la aplicación de los compromisos ambientales, según expertos

Coronavirus.- La crisis provoca un "salto de 10 años" en la aplicación de los co
Coronavirus.- La crisis provoca un "salto de 10 años" en la aplicación de los co - MARCO

   MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

   La crisis del coronavirus ha supuesto "un salto de 10 años" en la aplicación de los compromisos medioambientales de la comunidad internacional en unos meses en los que el 65 por ciento de los españoles se ha concienciado sobre la incidencia del cambio climático en la pandemia, según una análisis realizado por expertos del sector energético y una encuesta de MARCO realizada a 4.500 personas de seis países.

   En unas jornadas de análisis del contexto de la crisis provocada por la pandemia del coronavirus, el coordinador de Thee Climate Reality Project Europe, Álvaro Rodríguez, ha afirmado que la crisis ha supuesto un salto de 10 años en la aplicación de los compromisos ambientales de la comunidad internacional, ya que se han implementado de forma real y global.

   En este contexto, en un webinar sobre Nuevas Sociedades Sostenibles post-COVID19, representantes de las empresas energéticas Naturgy, Ferrovial, Kaiserwetter, The Climate Reality Project Europe, ALDRO Energía y APPA Renovables, han detacado que la cooperación entre países, la aplicación de tecnologías como la IA, la analítica preventiva de datos al servicio del cliente y el empoderamiento de la ciudadanía, serán la clave para el cambio de modelo energético.

   Los participantes han coincidido en que la salida de la crisis debe estar basada en el cumplimiento de la agenda verde

   Además, han coincidido en que el COVID-19 es un punto de inflexión para la transición energética y que la crisis mundial ha paralizado las tendencias al alza en el sector de las energías verdes, así como los compromisos reforzados tras la COP25.

   La caída del precio del petróleo y el descenso de la demanda energética, ha frenado la inversión en energías renovables durante el primer periodo de la crisis, pero los participantes esperan una mayor cooperación entre instituciones públicas y privadas es clave para revertir esta tendencia con un refuerzo de la agenda verde y una mayor apuesta por la tecnología para una transición eficaz.

   La responsable de Medio ambiente y Sostenibilidad de Naturgy, Nieves Cifuentes, ha manifestado que "la crisis global ha sido el primer experimento real para la aplicación de un inevitable cambio de paradigma en nuestros hábitos de trabajo, consumo energético y movilidad". Además, ha destacado que las renovables cubrieron más del 70 por ciento de la demanda durante este periodo.

   Rodríguez ha defendido que el confinamiento ha supuesto un experimento de cese de las emisiones a escala global, debido al cual, por primera vez se han implementado y podrán medirse las consecuencias reales de un cambio en el modelo de consumo energético.

   Por su parte, el director de estrategia de América de Kaiserwetter ha subrayado como se ha pasado de la escasez de petróleo a su depreciación y considera necesario reducir el consumo de carbón y petróleo y apostar por una economía más allá de combustibles fósiles. "Es imprescindible la cooperación entre países, el fomento de las energías renovables y la aplicación de tecnologías como la inteligencia artificial, el big data o la analítica preventiva de datos", ha señalado.

   Asimismo, ha indicado que este cambio de modelo a nivel global puede generar hasta 100 millones de empleos generados alrededor del sector de las energías verdes para 2050.

   Mientras, el director de sostenibilidad de Ferrovial, Valentín Alfaya, ha afirmado que "al igual que ha sucedido en otros ámbitos informativos, la percepción es que el tratamiento del cambio climático en los medios también se ha visto reducido, pero sin embargo la agenda verde sigue, y no sólo sigue, sino que se ha acelerado".

   Asimismo, han insistido en la necesidad de explotar la correlación entre medio ambiente, agenda verde y salud pública, así como la resiliencia de las sociedades, pero es necesario atraer capital privado a los sectores verdes de la economía.

   El director general de ALDRO Energía en España y Portugal, Antonio Colino, ha incidido en la importancia de los incentivos fiscales para empoderar al consumidor, algo que ve posible gracias a la digitalización, haciendo llegar la gestión de los datos a las manos del cliente, a los que considera "el motor del cambio".

   Por su parte, el director de Comunicación y Relaciones Institucionales de APPA Renovables, Javier Alberto Muñoz González, ha explicado que "la crisis del COVID19 ha expuesto la vulnerabilidad de la salud pero también la la vulnerabilidad de la propia economía, al tiempo que ha permitido constatar que el problema del teletrabajo "no era tecnológico" sino de cultura corporativa de las empresas".

   Por otro lado, la encuesta de MARCO, realizada a 4.500 personas de España, Portugal, Italia, México, Colombia y Brasil, refleja que el 65 por ciento de los españoles se ha concienciado de la incidencia del cambio climático y que el 64 por ciento de ellos se dará dará menos besos y abrazos al saludar tras el confinamiento.

   Otro de los cambios provocados por el confinamiento refleja que el 60 por ciento de los españoles evitará coger el transporte público tras el confinamiento y el 25 por ciento de ellos cree que los influencers han sido clave para el éxito del 'Quédate en casa".

   Asimismo, la encuesta refleja que ela 68 por ciento de los españoles le gustaría teletrabajar más en el futuro aunque uno de cada dos españoles (52 por ciento) echa de menos la vida social de la oficina al teletrabajar.