Actualizado 30/05/2008 14:15 CET

El Gobierno murciano destaca que la Región está a la vanguardia en técnicas que respetan el medio ambiente

MURCIA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El director general de Modernización de Explotaciones y Capacitación Agraria, Ángel García Lidón, destacó hoy que la Región de Murcia "está a la vanguardia en el uso de técnicas, como la biosolarización, que respetan el medio ambiente y mantienen la calidad de los cultivos".

García Lidón, hizo estas declaraciones en la inauguración de una jornada técnica sobre desinfección de suelos en invernaderos de pimiento, celebrada en el Centro Integrado de Formación y Experiencias Agrarias (Cifea) de Torre Pacheco, según informaron fuentes del Gobierno regional en un comunicado.

En este sentido, destacó que el Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Alimentario (Imida) "lleva varios años investigando el efecto que tienen diferentes técnicas de desinfección sobre la degradación de plaguicidas en el suelo, dentro del Programa Murcia Agricultura Limpia".

Al respecto, apuntó que la biosolarización "es una de las más efectivas", y explicó que dicha técnica "se aplica humedeciendo el suelo y cubriéndolo a continuación con un plástico transparente para exponerlo a la luz solar durante los meses de más altas radiaciones".

Durante este proceso, precisó que "la temperatura del suelo alcanza niveles letales para muchos hongos, bacterias, nematodos y semillas de malezas, además de provocar complejas modificaciones en las propiedades químicas, físicas y biológicas del suelo".

El resultado final "es la muerte de los agentes patógenos que afectan negativamente al pimiento", en un proceso en el que García Lidón destacó "la gran tarea que lleva a cabo la Consejería impulsándola", ya que "supone una buena alternativa a los desinfectantes de suelo tradicionales", matizó.

JORNADA.

En la jornada, investigadores del Imida expusieron, entre otros aspectos, las enmiendas orgánicas que son necesarias para desarrollar la biosolarización, teniendo en cuenta que el abono compuesto por materia orgánica también incluye una serie de bacterias y de hongos que pueden afectar al suelo.

Según García Lidón, "las rotaciones de cultivos suponen una alternativa viable para lograr que el suelo se mantenga en buen estado y conserve sus propiedades beneficiosas".

Igualmente, abordaron la situación actual del 1,3 dicloropropeno y la cloropicrina que se usan para desinfectar los suelos de invernaderos de pimiento, la metodología de su aplicación, la formación necesaria para ello, las últimas tendencias para facilitar la distribución del fumigante, así como su eficacia y la persistencia en el suelo de sustancias químicas.

Para García Lidón, el futuro de estos productos es incierto, "ya que las políticas de protección medioambiental limitan su comercialización". Con anterioridad a estos compuestos químicos, los agricultores empleaban el bromuro de metilo, que fue retirado del mercado por resultar nocivo para la capa de ozono, concluyó el Ejecutivo.