El Plan de Apoyo a la Familia contendrá medidas de conciliación familiar y laboral

Actualizado 08/07/2015 0:51:32 CET
EUROPA PRESS

MADRID, 26 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Plan Integral de Apoyo a la Familia, que el Gobierno presentará previsiblemente después del verano, contendrá medidas enfocadas a facilitar la conciliación de la vida familiar y laboral, según se desprende de una respuesta del Gobierno dirigida al diputado de UPN, Carlos Salvador, en el Congreso, y a la que ha tenido acceso Europa Press.

Una comisión técnica interministerial de Familia, adscrita al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, bajo la presidencia de la secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, es la encargada de elaborar dicho plan.

Además, el Plan deberá contener, al menos, medidas tendentes a avanzar en la protección social, jurídica y económica de las familias, de manera singular en los ámbitos de la conciliación de la vida laboral, familiar y personal, empleo, vivienda, salud, educación, fiscalidad, prestaciones y servicios sociales.

Asimismo, el Gobierno está elaborando medidas para garantizar la sostenibilidad y cohesión social mediante el apoyo a familias con situaciones de especial dificultad, tales como familias numerosas, monoparentales, en riesgo de exclusión social, con personas dependientes (mayores, enfermos crónicos o personas con discapacidad) o que padecen violencia familiar.

Facilitar la convivencia familiar mediante la promoción de las habilidades y competencias parentales y otras medidas de apoyo a la parentalidad positiva, así como una atención especial a las familias que presentan situaciones de conflictividad a través de la orientación familiar, la mediación familiar y los puntos de encuentro, es otro de los puntos en el que se enfocan las medidas.

Se prevé que una de las líneas estratégicas del Plan se centre en la solidaridad intergeneracional y la promoción del entorno favorable y positivo para la vida familiar, que faciliten afrontar los retos sociodemográficos relacionados con el envejecimiento y la baja natalidad, reforzando la protección a la maternidad.

"El futuro Plan Integral de Apoyo a la Familia contendrá por tanto medidas específicas en este sentido, con independencia del resto de políticas que ya se vienen desarrollando desde distintos Ministerios para mejorar la calidad de vida de las familias, el empleo y la sostenibilidad del sistema de protección social", sentencia el Ejecutivo.