La Unidad de Gestión Clínica de Lucena refuerza la educación terapéutica en diabetes y EPOC

Publicado 23/07/2018 18:03:15CET

LUCENA (CÓRDOBA), 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Unidad de Gestión Clínica (UGC) de Lucena (Córdoba) está trabajando para reforzar la educación terapéutica en un proyecto que pretender implantar, en una primera fase, un programa de educación terapéutica en diabetes, EPOC e insuficiencia cardíaca, en Lucena, Moriles y Monturque.

Así lo ha indicado la Junta de Andalucía en un comunicado en el que ha detallado que el objetivo es que los pacientes adquieran los recursos y habilidades necesarias que les "permitan tomar decisiones sobre el control de su propia enfermedad y actuar en consecuencia, permitiendo así su empoderamiento y el control necesario que los dote de confianza y voluntad para gestionar su enfermedad y actuar en su propio beneficio", según han señalado los participantes que trabajan en este proyecto.

En este programa, en el que participan 26 enfermeras de familia y dos enfermeras gestoras de casos, los profesionales tienen previsto desarrollar una actividad educativa o bien pasiva, informando a los pacientes, o bien activa, educando en promoción de la salud o a través de la educación terapéutica.

El objetivo es que el equipo de enfermería trabaje en este campo educativo, siempre teniendo una enfermera referente en educación terapéutica para pacientes y personas que cuidan, que tendrá la función de consultor para el resto de profesionales, coordinando los proyectos educativos individuales y grupales y la docencia.

Las actividades de educación terapéutica se desarrollarán en la consulta de enfermería y, entre las actuaciones que incluye este programa, se puede destacar, la evaluación individualizada del nivel de riesgo de cada persona, el establecimiento de una coordinación eficaz entre Hospital y Atención Primaria y la capacitación del paciente y familia para la realización de su autocuidado, fomentando su implicación activa y responsabilidad.

Se trata de lograr el mayor grado de autonomía del paciente en el cuidado de su salud, todo ello dentro de las estrategias de atención al paciente crónico y de renovación de la Atención Primaria.

Dentro de este modelo de autocuidado la enfermera empatiza y se comunica de forma abierta, trabaja en equipo, es promotor de la adquisición de conductas sanas, ayuda a cubrir las demandas de autocuidado, e impulsa estrategias de educación, valorando individualmente de manera sistemática, integral y multidimensional del paciente, la familia y su entorno, con un enfoque holístico.

Todo el proyecto se completa con un plan de formación en educación terapéutica, con sesiones clínicas de reorientación de actividades en consulta y gestión de la demanda, técnicas de motivación de los profesionales y sesiones de equipo para compartir conocimientos basados en la evidencia y el uso de guías de práctica clínica.