1 de junio de 2020
 
Publicado 22/05/2020 16:58:00 +02:00CET

Enfermeras gestoras de casos Covid-19 superan las 4.000 asistencias en residencias de mayores de Huelva

Imagen de una prueba de test rápido en una residencia de Huelva
Imagen de una prueba de test rápido en una residencia de Huelva - JUNTA DE ANDALUCÍA

HUELVA, 22 May. (EUROPA PRESS) -

El grupo de enfermeras gestoras de casos constituido en Huelva para reforzar la atención y vigilancia de las residencias de personas mayores frente a la pandemia por Covid-19 ha superado ya la cifra de 4.000 asistencias de seguimiento realizadas tanto a usuarios como trabajadores de estos centros.

La Delegación Territorial de Salud y Familias ha puesto de manifiesto estos datos con el propósito de reconocer "la importante labor" desarrollada por este equipo de profesionales, cuya puesta en marcha se encuentra entre las principales medidas impulsadas por la Consejería del ramo para garantizar, desde el comienzo de la actual alerta sanitaria, una adecuada cobertura a los centros residenciales de la comunidad autónoma y a pacientes en situación de dependencia que reciben servicios de ayuda a domicilio, según ha indicado la Junta en una nota.

La red de trabajo conformada por las enfermeras gestoras de casos se ocupa de atender, asesorar y colaborar en el cuidado a los problemas de salud de las personas que viven en centros residenciales, así como de otros colectivos vulnerables a nivel domiciliario, prestando esta labor de forma ininterrumpida los siete días de la semana.

Así, las más de 4.000 actuaciones de seguimiento proactivo que han llevado a cabo ya en este periodo corresponden tanto a contactos telefónicos como a visitas presenciales a la totalidad de instalaciones de este tipo existentes en la provincia onubense, que ascienden a 77: 19 ubicadas en la zona de influencia del Área de Gestión Sanitaria Norte y 58 en la de los Distritos Sanitarios de Atención Primaria Huelva-Costa y Condado-Campiña.

De este modo, su actividad está enfocada a conocer de primera mano la implementación de las medidas de prevención de la enfermedad y el estado de salud de los residentes, facilitando información sobre cuidados a pacientes en aislamiento, intervención durante el desarrollo de síntomas, medidas de limpieza y desinfección, así como uso de sistemas de protección de los trabajadores.

En este sentido, la Junta ha subrayado que "para facilitar su trabajo" la Consejería de Salud y Familias ha creado una aplicación informática que permite la monitorización de las residencias y conocer la situación y evolución de cada centro con vistas a tomar decisiones ante las incidencias que vayan ocurriendo.

Esta red de personal cuenta con el apoyo de otros profesionales de los distritos y área sanitaria de atención primaria, los servicios de urgencias extrahospitalarias y los hospitales.

Los resultados obtenidos hasta el momento gracias a este nuevo servicio de la enfermería gestora de casos han sido "altamente satisfactorios" debido a "la rápida respuesta" que se ha ofrecido a los centros residenciales, actuando de manera preventiva y coordinada con el resto de profesionales implicados, lo que ha posibilitado el aislamiento de todos los posibles casos, su estudio posterior y la aplicación de otras medidas asistenciales requeridas, han apuntado desde la administración.

MÁS ACCIONES

Junto a la creación de dicha red de seguimiento, desde la Junta han señalado que han impulsado más acciones encaminadas a la prevención y abordaje de las necesidades de salud de las residencias de personas mayores y otros centros sociosanitarios asimilados que atienden a población con discapacidad y dependiente.

Entre ellas sobresale la constitución de equipos de refuerzo para la atención residencial, formados por médicos y enfermeras de familia, que en turnos diarios han prestado apoyo ante aquellas situaciones clínicas que lo han precisado. La administración autonómica ha reforzado también los dispositivos de urgencias como respaldo para los cuidados en residencias.

Igualmente se ha procedido a la medicalización de aquellos centros residenciales en los que por la complejidad o condiciones clínicas de los casos ha sido necesaria atención médica presencial permanente.

Esta actuación se ha materializado mediante el desplazamiento de equipos sanitarios de los dispositivos de referencia del Servicio Andaluz de Salud (SAS) en la zona correspondiente. En el caso de Huelva esta medida se ha llevado a cabo en la residencia de personas mayores Sierraracena, en la localidad de Aracena, con la implicación del personal y la dirección del Área Sanitaria Norte.

Asimismo, en línea con lo anterior se han habilitado además espacios de evacuación cuando en una residencia existían dificultades estructurales para garantizar los aislamientos o falta de personal de cara a prestar los cuidados.

Por último, la Consejería de Salud y Familias también ha promovido un programa de cribado del Covid-19 en los centros residenciales, consistente en la realización de varias rondas de test rápidos para la identificación y diagnóstico de casos en la totalidad de usuarios y profesionales.

Según los resultados de dichos test, la prevalencia por infección por coronavirus en las residencias es del 0,3 por ciento frente a la del 1,57 por ciento registrada en la población en general. "Esto significa que las personas institucionalizadas presentan una menor incidencia de la enfermedad, lo que pone de relieve el buen funcionamiento de las medidas de protección dirigidas al colectivo", han remarcado desde la Junta.

Contador