Aburto asume su segundo mandato en Bilbao con un acuerdo de gobierno cerrado con PSE, que gestionará cuatro áreas

Actualizado 15/06/2019 14:25:24 CET
Aburto asume su segundo mandato en Bilbao con el pacto de gobierno cerrado con PSE
EUROPA PRESS

El alcalde tiende la mano a todos los grupos políticos que quieran "dialogar y acordar para ensanchar los acuerdos y ampliar consensos"

BILBAO, 15 (EUROPA PRESS)

Juan Mari Aburto ha asumido este sábado su segundo mandato como alcalde de Bilbao para la legislatura 2019-2023, con el pacto de gobernabilidad cerrado con el PSE-EE, que también fue su socio de gobierno en la anterior legislatura, y las 17 áreas de gobierno definidas, dos más que en la anterior legislatura, de las cuales 4 serán gestionadas por los socialistas.

El salón de plenos del Ayuntamiento de Bilbao ha acogido este sábado la sesión de constitución del Consistorio en el que el PNV mantiene su hegemonía de décadas. Tras el acuerdo de gobernabilidad alcanzado entre el PNV y el PSE-EE, similar al cerrado en la pasada legislatura, por el que se comprometen a apoyarse mutuamente en las diputaciones y municipios en los que sean la lista más votada, Juan Mari Aburto ha resultado elegido alcalde en primera votación, con los votos del PNV, que consiguió 14 escaños, quedándose a uno de la mayoría absoluta (15), y el apoyo de los 5 ediles del PSE-EE.

Por su parte, los 4 ediles de EH Bildu han votado en blanco, los 3 de Elkarrekin Bilbao Podemos han apoyado a su candidata, Ana Viñals, y los 3 del PP han dado sus votos a su candidata, Raquel González.

El pleno constitutivo se ha iniciado a las 11.00 horas con la formación de la mesa de edad, integrada por las personas electas de mayor y menos edad, Jone Goizizelaia (EH Bildu), y Xabier Jiménez (Elkarrekin Podemos). Tras la comprobación de las credenciales presentadas por los electos, se ha procedido al juramento o promesa del cargo por cada uno de los 29 concejales, de los cuales 14 han sido elegidos por primera vez en esta legislatura.

Tras ser reelegido primer edil, Aburto ha confesado estar "tan emocionado como hace cuatro años o, más, si cabe", y ha afirmado que el 15 de junio, 719 aniversario de la Fundación de la Villa, es "una fecha inolvidable para tener la Makila de alcalde de Bilbao". "Os prometo que voy a darlo todo y no os voy a defraudar en la defensa de los intereses de Bilbao", ha dicho.

El alcalde ha afirmado que los grupos del PNV y PSE "comenzamos a dar los primeros pasos a la vez que damos respuesta a lo que nos pide la mayoría de la ciudadanía bilbaína: un gobierno que trasmita estabilidad, responsabilidad, confianza, lealtad, compromiso, fiabilidad y que tenga claro sus proyectos de mejora de la ciudad, y a la vez, esté siempre abierto a escuchar a la ciudadanía para saber adaptarse y dar respuesta a las necesidades de las personas, de los barrios, de las empresas, y de los comercios que forman Bilbao".

En ese sentido, ha dicho compartir con los socialistas "un triple objetivo: las personas, los barrios y el empleo, la actividad económica y el comercio, como base de nuestra acción de gobierno". Así mismo, ha dicho que tendrán que "trabajar duro" para responder a los "retos" del futuro, entre los que ha citado "reducir el paro, la convivencia y cohesión social, la igualdad real entre mujeres y hombres, y ser una ciudad más abierta, más internacional, y más atractiva".

DIÁLOGO, NEGOCIACIÓN Y ACUERDOS

Aburto ha afirmado que "el presente y el futuro nos demandan menos confrontación y más cooperación", por lo que "debemos trabajar superando el interés propio dando valor al interés común". "Creo en el diálogo como método de resolución de conflictos, creo en la negociación entre diferentes como la mejor forma de entenderse con el que piensa de otra manera a la propia, y creo en los acuerdos", ha dicho, para añadir que "los acuerdos entre diferentes son el camino que nos pide la sociedad para avanzar".

En ese sentido, ha vuelto a "tender la mano a todos aquellos grupos políticos que quieran dialogar, negociar, y acordar para ensanchar los acuerdos que ya nos hemos dotado", porque quiere "ampliar consensos, fuera del ruido de la actualidad pública o del rédito político electoral".

"Hoy, en este primer día de mandato, quiero volver a reivindicar el papel de la política y de los políticos, de la buena política, la que se hace gestionando con rigor, con transparencia, con absoluta dedicación por el bien general y con la responsabilidad de que se gobierna para intentar solventar las necesidades de las personas de Bilbao y también de ayudar a cumplir sus deseos, sus proyectos vitales y profesionales", ha dicho.

Por su parte, la edil del PNV Nekane Alonso ha destacado que la ciudadanía "nos ha trasladado el mensaje de que vamos bien, que es el modelo que les gusta y que quiere que el PNV siga liderando la transformación continua de esta ciudad". Junto al PSE, ha asegurado, formarán "un equipo de gobierno fuerte y riguroso", pero, "a partir de hoy intentaremos sumar al resto de grupos políticos a nuestro proyecto de mejora continua de la ciudad".

Por otro lado, el socialista Alfonso Gil ha dicho que PNV y PSE son "dos partidos de naturaleza distinta y defendemos en algunas ocasiones cuestiones diferentes, pero el mensaje es que las dos grandes fuerzas de la ciudad se unen para seguir avanzando en una única dirección, que es mejorar las condiciones de vida de la gente".

OPOSICIÓN

Desde EH Bildu, Jone Goirizelaia ha dicho que su grupo municipal "viene a trabajar por y para toda la gente de Bilbao", con la premisa de que "hacemos lo que decimos y hablamos siempre muy claro". "Ahora toca hacer el Bilbao de la gente, toca cuidar y defender a toda la gente de Bilbao", ha afirmado, para agregar que "lo que necesitan los ciudadanos de Bilbao se tiene que decidir dentro de este Ayuntamiento".

Ana Viñals, de Elkarrekin Podemos, ha dicho que "no hay excusa para negar la palabra y el diálogo", y ha advertido de que, "entre el pacto y el diálogo están los acuerdos prácticos a favor de la ciudadanía", y, por ello, ha instado al gobierno municipal a "no silenciar otras formas de entender la vida bilbaína".

Por último, Raquel González, del PP, que ha presentado su candidatura a la Alcaldía, ha dicho que los populares siguen creyendo que "hay que tener mano firme con la delincuencia, que los barrios son lo más importante, que nuestros mayores se merecen una atención especial y necesitan una concejalía para ellos solos, y que es necesario crear empleo". "Nosotros somos los únicos garantes de que la Alcaldía sea para todos los bilbaínos, y no solo de nacionalistas", ha afirmado.

NUEVO ORGANIGRAMA

La nueva Corporación Municipal presidida por Juan Mari Aburto cuenta con tres Tenientes de Alcalde: Gotzone Sagardui, Alfonso Gil y Nekane Alonso.

El nuevo Gobierno Municipal consta de 17 áreas organizadas en torno a seis grandes ejes: Alcaldía; Políticas de Movilidad, Medio Ambiente, Regeneración Urbana y Desarrollo Saludable; Políticas Sociales; Políticas de Desarrollo Urbano; Políticas Culturales; y Seguridad Ciudadana.

La concejal de Gobernanza y Proyectos Estratégicos será Gotzone Sagardui: el área de Hacienda será para Marta Ajuria; Xabier Ochandiano gestionará el área de Desarrollo Económico, Comercio y Empleo, y Ohiane Agirregoitia la de Atención y Participación Ciudadana.

Los socialistas gestionarán las áreas de Movilidad y Sostenibilidad (Alfonso Gil), de Salud y Consumo (Yolanda Díaz), de Rehabilitación Urbana (Gloria Múgica), y de Vivienda (Jon Bilbao). El PSE también estará al frente de Surbisa.

Por su parte, Juan Ibarretxe dirigirá el área de Acción Social; Itziar Urtasun el área de Cooperación, Convivencia y Fiestas, y Nekane Alonso el área de Igualdad. Además, Asier Abaunza estará al frente del área de Obras y Planificación Urbana, y Kepa Odriozola el área de Servicios y Calidad de Vida.

Así mismo, Gonzalo Olabarria gestionará el área de Cultura, Koldo Narbaiza el área de Euskera y Educación, e Itxaso Erroteta el área de Juventud y Deporte, mientras que Amaia Arregi sustituirá a Tomás del Hierro en la coordinación del área de Seguridad Ciudadana.