DYA repartirá 7.000 pulseras en Aste Nagusia

Actualizado 14/08/2014 12:51:13 CET

BILBAO, 14 Ago. (EUROPA PRESS) -

   DYA repartirá 7.000 pulseras durante la Aste Nagusia para concienciar a los conductores de que no circulen si han consumido alcohol. La iniciativa forma parte de la novena edición de la campaña de prevención que la institución organiza en las fiestas de la capital vizcaína cada año desde 2006.

   Las pulseras, de color amarillo y con la inscripción "DYA ALK-STOP", se repartirán en la Central de la DYA en Bilbao (C/Alameda San Mamés, 33 Bajo). Entre el miércoles 20 de agosto y el sábado 23, también se otorgarán en la ambulancia de la DYA ubicada en el Txikigune y en la entrada de las vaquillas por las mañanas, así como en la entrada de la plaza de toros por las tardes.

   Además, durante las celebraciones, se publicarán anuncios de la campaña en los principales diarios. Igualmente, se colocarán carteles en las estaciones de metro ya que, según se ha encargado de recordar la organización, "es la forma más segura de volver a casa si se ha consumido alcohol". También se emitirán faldones en los programas de televisión dedicados a la cobertura de la Aste Nagusia.

   En cuanto a Internet, se publicarán 'banners' y la campaña tendrá presencia en las redes sociales a través de los perfiles de DYA en Twitter y Facebook. Asimismo, en la web www.dya.es se indicará cómo se puede conseguir la pulsera.

   Desde DYA recuerdan que ya en 1966, año de su fundación, se movilizaron para actuar frente al binomio alcohol y conducción. En 1968 solicitaron la realización de controles de alcoholemia en carretera, aunque estos no se implantaron hasta 1973. Esta campaña, en la que por sexto año consecutivo se regalan pulseras, pretende ser un paso más en esa dirección.

   "Pretendemos que estas pulseras se conviertan en un símbolo de todos aquellos que están en contra de mezclar alcohol y conducción", ha explicado el coordinador de comunicación de DYA, Sergio Calzada. En ese sentido, ha comentado que la pulsera pretende comunicar que su portador está en contra de conducir tras beber alcohol y que no lo va a hacer. De ese modo, se busca crear un "movimiento social".

   "Queremos dar un paso más y que todos empecemos a mostrar que estamos en contra de la conducción con alcohol por los peligros que conlleva tanto para la vida del conductor como para la del acompañante y de la persona con la que se puede cruzar en la carretera", ha comentado.

EL 50%

   En ese sentido, desde DYA han explicado que si bien en los últimos años el número de accidentes con víctimas mortales ha descendido, el porcentaje de fallecidos en las carreteras que dan positivo en alcohol o drogas en los análisis toxicológicos ha aumentado. Si en 2008 era del 40% y en 2011 del 45%, en la actualidad la cifra es del 50%. "Hay que seguir incidiendo porque todavía no hemos logrado concienciar del todo a la sociedad", ha afirmado Sergio Calzada.

   Por lo que a los resultados de la campaña se refiere, el coordinador de comunicación de DYA ha declarado que si en toda la semana, al menos una persona no conduce tras beber alcohol por haber visto la pulsera, "habrán cumplido".

   Precisamente, la decisión de regalar pulseras viene motivada por su visibilidad a la hora de meter las manos en el bolsillo, coger las llaves y abrir el coche.