Publicado 10/02/2021 12:29CET

Parlamento Vasco pide que continúe la recolocación de sanitarios que pertenecen a colectivos de riesgo ante el covid

Sanitarios del Hospital Donostia en un homenaje al personal en abrilnde 2020.
Sanitarios del Hospital Donostia en un homenaje al personal en abrilnde 2020. - JAVI COLMENERO - Europa Press

La Cámara insta al Gobierno a "velar por el cumplimiento" de los protocolos sanitarios en residencias y centros de día

VITORIA, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento Vasco ha instado al Gobierno autonómico a continuar con el proceso de recolocación de profesionales de Osakidetza que pertenecen a colectivos de riesgo a través de los procedimientos previstos en los diferentes protocolos, "contando siempre con el consentimiento" de los trabajadores y "perseverando en el objetivo de mantener activos todos los servicios de salud pública".

Este emplazamiento al Ejecutivo vasco ha sido aprobado este miércoles por la Comisión de Salud del Parlamento autonómico, que ha debatido sobre este asunto a propuesta de EH Bildu.

La proposición original de EH Bildu no ha salido adelante y, en su lugar, se ha aprobado una enmienda del PNV y el PSE-EE, en la que se recoge la petición de que el Departamento de Salud "continúe con el proceso" de recolocación de profesionales que, según mantienen estas formaciones, ya está realizando en el Servicio Vasco de Salud.

En el caso de la propuesta original de la coalición soberanista, se instaba al Departamento de Salud del Parlamento Vasco a "dar pasos" para recolocar a profesionales de Osakidetza que pertenecen a colectivos de riesgo o que se ocupan de cuidar en casa a familiares "de gran sensibilidad hacia el coronavirus" en otros puestos de trabajo de menor riesgo hasta que acabe la pandemia.

"DEFICIENCIAS"

Esta medida, según se recogía en la propuesta, debía llevarse a cabo a través del acuerdo con los sindicatos y "contando siempre con el consentimiento" del trabajador, con el objetivo de "dar respuesta a las deficiencias que se puedan encontrar en el sistema público de salud".

Además, EH Bildu proponía pedir al Departamento de Salud que adoptara medidas para recolocar en Atención Primaria al personal de enfermería contratado para ayudar en los hospitales durante la primera ola de la pandemia.

La propuesta de EH Bildu ha sido rechazada con el voto en contra del PNV y el PSE-EE, formaciones que gracias a su mayoría han logrado sacar adelante su enmienda.

En la iniciativa impulsada por ambas formaciones se insta al Gobierno Vasco a "continuar con el proceso de recolocación de
profesionales de Osakidetza que pertenecen a colectivos de riesgo a través de los diferentes procedimientos previstos en los diferentes protocolos, contando siempre con el consentimiento de la persona trabajadora y perseverando en el objetivo de mantener activos todos los servicios de salud pública".

Además, se solicita al Ejecutivo que siga adelante con el proceso para "reforzar los servicios de enfermería de atención primaria" con la recolocación de personal previamente contratado como refuerzo para las necesidades de la primera ola de coronavirus, con el objetivo de
reforzar la atención primaria.

En la sesión de la Comisión de Salud de este miércoles también se ha debatido, a propuesta de EH Bildu, sobre los protocolos para garantizar la salud de los trabajadores y usuarios de recursos sociales residenciales, centros de día y servicios de ayuda a domicilio.

La coalición soberanista ha acordado una enmienda transaccional con Elkarrekin Podemos-IU, aunque ha sido rechazadas y en su lugar se ha aprobado una enmienda de totalidad del PNV y el PSE-EE.

PCR PERIÓDICAS

La enmienda consensuada entre EH Bildu y E-Podemos-IU instaba al Departamento de Salud a "ampliar y aumentar" las medidas de prevención y a garantizar el uso de los Equipos de Protección Individual (EPI) en los servicios para dependientes o en riesgo de exclusión.

Además, en el texto se instaba a realizar periódicamente pruebas PCR a todas las personas usuarias y a los trabajadores de estos servicios, así como a los cuidadores de las personas que requieren cuidados en el ámbito familiar.

A su vez, la enmienda de PNV y PSE, que es la que finalmente ha salido adelante, insta al Departamento de Salud a "velar, en
colaboración con las instituciones competentes", por el
cumplimiento de los protocolos establecidos para garantizar
el bienestar y la salud de los usuarios y trabajadores de recursos sociales residenciales, centros de día y servicios de ayuda a domicilio.

En el transcurso del debate, la parlamentaria de EH Bildu María Garde ha defendido la importancia de que las cuidadoras y trabajadores de servicios sociales puedan someterse a test PCR "con frecuencia", dado que pueden ser un "vector" de contagio. Además, ha reclamado al Gobierno Vasco que aclare "cómo va a seguir" la campaña de vacunación tras los cambios anunciados este pasado martes por el Ejecutivo central.

Por parte del PNV, Maialen Gurrutxaga ha reconocido que a "todos" les gustaría que la campaña de vacunaciones avanzara con mayor rapidez, pero ha recordado que este proceso depende de la disponibilidad y suministro de las dosis por parte de las empresas farmacéuticas que las fabrican. Respecto a los controles diagnósticos en centros y en servicios sociales, ha afirmado que se realizan por motivos "epidemiológicos".

UN DEBATE "SOBREPASADO"

El parlamentario del PSE-EE Ekain Rico ha destacado que el anuncio realizado este pasado martes por el Gobierno central, que dio a conocer que entre los próximos colectivos en recibir la vacuna se incluirá a los profesionales de los servicios de ayuda a domicilio o de centros de día, implica que el debate sobre los test a estos colectivos celebrado este miércoles en la Cámara vasca se haya visto "sobrepasado".

Desde las filas de Elkarrekin Podemos-IU, Jon Hernández ha alertado de que los rastreos de contagios de coronavirus "no están dando buenos resultados", y ha alertado sobre la necesidad de "no bajar la guardia" a la hora de combatir la expansión de la pandemia.

La parlamentaria de PP+Cs Laura Garrido ha considerado que se deben "revisar los protocolos" para la realización de PCR entre el personal de los servicios sociales porque los actuales presentan "déficits".

Para leer más