Actualizado 04/01/2008 12:44:42 +00:00 CET

El Plan de educación de Paz del Gobierno vasco busca deslegitimar el terrorismo y formar en derechos humanos a policías

No incluye a ninguna asociación de víctimas en su Consejo Consultivo y elimina la expresión "violencia de motivación política"

VITORIA, 4 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Plan de educación para la paz y los Derechos Humanos del Gobierno vasco buscará la "deslegitimación radical del terrorismo" pero no será "un plan antiterrorista de educación", ya que la defensa del derecho a la vida "no puede hacer olvidar otros derechos", según explicó hoy el consejero de Justicia, Joseba Azkarraga. El plan, que no incluirá a ninguna asociación de víctimas en su Consejo Consultivo, prevé programas de capacitación en derechos humanos para policías y funcionarios de justicia y prisiones.

El proyecto, aprobado en el último Consejo de Gobierno y presentado hoy por Azkarraga y el consejero de Educación, Tontxu Campos, será remitido a la Comisión de Derechos Humanos del Parlamento vasco para que los grupos realicen sus aportaciones. De todas formas, el Ejecutivo ya ha atendido algunas propuestas previas, como la eliminación del texto de la expresión "violencia de motivación política", planteada por el PSE.

A pesar de la voluntad de "consenso" con la que, según Azkarraga, ha actuado el tripartito, el consejero reconoció que otras peticiones, como la eliminación de las ayudas a familiares de presos de ETA y a organizaciones del entorno de la izquierda abertzale no han prosperado, y el Gobierno vasco las ha incluido en los Presupuestos de este año.

El Gobierno autonómico, que el pasado curso ya puso en marcha una unidad didáctica piloto que trasladaba a las aulas testimonios de víctimas de ETA y el GAL, tiene previsto aprobar para el próximo mes una segunda experiencia piloto de similares características, aunque con "mejoras" respecto a la anterior, según indicó Campos. A la conclusión de esta segunda unidad, el Gobierno ofertará a partir del próximo curso un programa definitivo a todos los centros públicos y concertados de Euskadi.

El responsable autonómico de Justicia aseguró que la "prioridad" del plan es "la deslegitimación radical del terrorismo". No obstante, matizó que "no estamos ante un plan antiterrorista de educación", ya que "la defensa del derecho a la vida no nos puede hacer olvidar otros derechos que tenemos como ciudadanos".

(((Habrá ampliación)))