La viuda de Pedrosa aboga por un acercamiento entre "víctimas"

Actualizado 04/06/2015 17:11:20 CET

Cree que los que han amparado y justificado el terrorismo, y los que han mirado a "otro lado", tienen que "asumir su responsabilidad"

   BILBAO, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Carmen Hernández, viuda del concejal del PP de Durango Jesús María Pedrosa, asesinado por ETA el 4 de junio de 2000 de un disparo en la cabeza, ha abogado por un acercamiento entre "víctimas de una parte y otra" para construir una convivencia en paz. Tras reclamar a los partidos que lleguen a cauces mínimos de entendimiento, ha destacado que los que han "amparado y justificado el terrorismo" deben hacer "un reconocimiento y asumir su responsabilidad", al igual que los que "han mirado para otro lado".

   En declaraciones a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, Hernández ha señalado que este jueves, cuando se cumple el 15 aniversario del asesinato de su marido, es "un día para el recuerdo porque aún está ahí vivo" en su memoria.

   La viuda del edil popular ha recordado que ha habido una parte de la sociedad vasca "que ha amparado y ha justificado el terrorismo", y tiene que hacer "un reconocimiento y asumir su responsabilidad por la duración que ha tenido este sufrimiento que se ha padecido".

   "Luego, la gente que ha mirado para otro lado también tiene que asumir esa responsabilidad porque, si a lo mejor ése no hubiese sido su comportamiento, no habría sido tan largo", ha añadido.

   Tras señalar que sabe que "ha habido mucho sufrimiento por ambos lados", ha dicho que había "la palabra para defender las ideas y matar un individuo al otro, eso no tenía que haber existido nunca". "La violencia nunca ha sido, es ni será buena consejera. Yo creo que hay que hacer cada uno colectiva o individualmente autocrítica de la responsabilidad que ha tenido durante este proceso", ha añadido.

EL IMPACTO DEL SUFRIMIENTO

    Carmen Hernández ha manifestado que su sensación es que "cada día hay más gente que quiere que se creen espacios colectivos que permitan trabajar en el impacto del sufrimiento, en la memoria y en el reconocimiento".

   "No queremos que otra generación siga con el sufrimiento y, para ello, hay que ir cerrando heridas. Entonces, hay que hacer algo. LLevamos ya cuatro años que ETA no mata y eso es lo más importante. Hemos tenido la tranquilidad de que no ha habido víctimas en todo este tiempo", ha añadido.

   Tras señalar que le había gustado que la banda se hubiera disuelto, considera que, al no haber sido así, "hay que ir haciendo algo, dar pasos para la construcción de la convivencia". "Hay asociaciones y grupos que se están moviendo en este sentido", ha dicho.

CAMBIOS

   Hernández ha apuntado que ella se relaciona con gente que tiene algún familiar en la cárcel y cree que "algo está cambiando". No obstante, ha Iindicado que en los pueblos es "más difícil" y todavía hay "un miedo" y no hay "libertad" para expresar su manera de ver las cosas.

   "Pero, pasito a pasito, yo soy optimista, y todos queremos ir construyendo un futuro mejor para que las próximas generaciones sean más felices. Con el odio no se puede ser feliz", ha manifestado. A su juicio, el camino "es respetar al otro, la empatía y saber escuchar", algo que "ha faltado".

   La viuda de Pedrosa no se puso reunir con los asesinos de su marido porque fallecieron en el barrio bilbaíno de Bolueta cuando transportaban explosivos, pero sí mantuvo un encuentro con un miembro de ETA que había renegado de su pasado.

   "Era un chico que llevaba 20 años en la cárcel, estaba en el tercer grado y tenía muertos en su haber, pero estaba muy arrepentido de lo que había hecho. Yo le dije que el daño causado, el destrozo a la familia y todo eso, no vuelve, pero es el pasado. A mí lo que me quedaba, lo que me valía, era ese 'mea culpa' que hizo él, ésa reflexión y ese decir que lo había hecho estuvo mal", ha manifestado.

   En su opinión, tampoco es necesario el perdón como tal, sino "el reconocimiento de que todo lo que se hizo estuvo mal y que había otra manera de hacer las cosas". "Yo le animé a que siguiera con su vida en esa línea. Ha estado 22 años en la cárcel y tengo relación con él y con su familia", ha indicado.

DERECHOS DE TODAS LAS VÍCTIMAS

   Carmen Hernández ha manifestado que todas las víctimas del terrorismo y de vulneración de derechos humanos tienen "los mismos derechos a que se haga justicia" y ha precisado que "quedan muchas cosas por hacer" en la memoria, reconocimiento y reparación "de forma equitativa". "Yo sé que esa idea no es compartida", ha indicado.

   Para la viuda de Pedrosa, "una cosa pendiente es acercarnos las víctimas de una parte y de otra a ver si podemos llegar a un entendimiento de ir construyendo para una convivencia en paz y en libertad en lo que se pueda".

   Además, considera que los partidos políticos "tienen que establecer un diálogo respetuoso porque la ausencia de diálogo, el desencuentro y todo esto que tienen ahora no llevan a la unidad". "Es una pérdida de tiempo precioso porque es incomprensible que no haya un espacio de encuentro para llegar a un acuerdo y a unos mínimos cauces de entendimiento", ha señalado.

   A su entender, "es una pena que, cuando ellos están debatiendo, no lleguen a un consenso porque claro que la sociedad empuja, pero ellos son los representantes" de la ciudadanía.

Para leer más