Once pueblos recibirán subvenciones de la Diputación de Cáceres para proyectos contra la despoblación en el ámbito rural

Publicado 28/08/2019 14:11:47CET

CÁCERES, 28 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un total de once pueblos de la provincia de Cáceres recibirán subvenciones de la Diputación de Cáceres para poner en marcha proyectos contra la despoblación en el ámbito rural. El total de las ayudas asciende a 100.000 euros y están destinados a ayuntamientos de menos de 20.000 habitantes y entidades locales menores para que desarrollen medidas piloto en esta materia.

Así, la Comisión de Valoración encargada de resolver las subvenciones en materia de proyectos de medidas piloto contra el despoblamiento, presidida por el diputado de Reto Demográfico, Desarrollo Sostenible y Juventud de la Diputación de Cáceres, Álvaro Sánchez Cotrina, ha resuelto ya la adjudicación definitiva a las propuestas presentadas.

Los citados municipios, que recibirán hasta un máximo de 10.000 euros por proyecto, son Madrigal de la Vera, Villasbuenas de Gata, Berzocana, Belvís de Monroy, Almoharín, Hernán Pérez, El Gordo, Berrocalejo, Piornal, Alagón del Río y Torre de Santa María.

A esta convocatoria han concurrido 56 Ayuntamientos y fueron admitidas las solicitudes de 47, aunque finalmente han sido 11 los proyectos subvencionados por "tener la mejor puntuación", informa la diputación cacereña en nota de prensa.

Cabe recordar que el 25 de noviembre de 2016 la Diputación de Cáceres aprobó por unanimidad en el Pleno el texto del Pacto Político Social en el marco de las Estrategias de Desarrollo Sostenible contra el Despoblamiento, firmado el 16 de diciembre de ese mismo año, fecha de la primera sesión de la Comisión de Despoblamiento.

El objetivo de este pacto es gestionar, de una manera visible ante la ciudadanía, el compromiso y la iniciativa de los grupos políticos y sociales de la provincia de Cáceres para frenar la tendencia al despoblamiento de nuestro medio rural a través de diferentes medidas.

Esta convocatoria de ayudas, publicada el pasado 22 de marzo, "busca ser un instrumento de apoyo para facilitar a los ayuntamientos en el ámbito rural la promoción de medidas innovadoras contra la despoblación", concluye la nota.