Publicado 16/12/2021 15:42CET

El antiguo Hospital Provincial de Badajoz abre sus puertas como un espacio "lleno de oportunidades"

Inauguración oficial de 'El Hospital', antiguo Hospital Provincial de Badajoz.
Inauguración oficial de 'El Hospital', antiguo Hospital Provincial de Badajoz. - EUROPA PRESS

   BADAJOZ, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El edificio 'El Hospital', en el antiguo Hospital Provincial de Badajoz, ha abierto este jueves, día 16, sus puertas tras permanecer casi 20 años cerrado como "una prolongación de la ciudad" y un espacio "lleno de oportunidades".

   Así lo ha señalado el presidente de la Diputación de Badajoz, Miguel Ángel Gallardo, que ha inaugurado oficialmente en la mañana de este jueves 'El Hospital', en cuya primera fase de rehabilitación la institución provincial ha invertido 3,4 millones de euros.

   La inauguración oficial ha contado con la presencia de autoridades como la delegada del Gobierno en Extremadura, Yolanda García Seco; la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de Extremadura (TSJEx), María Félix Tena, y de representantes de las corporaciones provincial y local pacense, así como de colectivos vecinales, sociales o empresariales, entre otros.

   Desde la tarde de este jueves, 'El Hospital' está abierto al público con un planetario y un concierto a cargo de la banda D'Jazz, en un espacio a disposición de los artesanos, para promocionar las fiestas de interés turístico, los recursos naturales o la cultura, y que presenta en una de sus galerías una exposición del escultor pacense José Luis Hinchado, así como con una llamativa escultura de 6 metros de altura del artista extremeño Miguel Sansón, con motivo de los 40 años de ayuntamientos democráticos.

   También está abierta la Oficina Provincial de Turismo, que tiene su sede en el antiguo hospital, además de un espacio de 'coworking' con puestos con conexión eléctrica y de red o impresoras 3D para que quién lo desee haga sus propios diseños. Entre sus primeras actividades, la I Feria de Productos Locales se desarrolla este viernes y el sábado con 16 expositores que ofrecerán productos de la tierra, como aceites, quesos, miel, cervezas artesanas, embutidos o dulces.

UN PUNTO DE OPORTUNIDAD

   En su intervención, Miguel Ángel Gallardo ha mostrado su "satisfacción" por el "deber cumplido" de recuperar este espacio para el conjunto de la ciudadanía tras 20 años cerrado y por convertir el antiguo Hospital Provincial "en un punto de oportunidad, para que a partir de aquí todo lo que sueñe la ciudad y la provincia de Badajoz se pueda lograr como consecuencia de este magnífico espacio" que, inicialmente, era un proyecto "netamente privado" que la pandemia "como tantas cosas cambió".

   "Pero lo que no cambió fue la ilusión, las ganas, la fuerza porque vuelva a ser recuperado para el conjunto de la ciudadanía", ha señalado, junto con que se ha logrado que el continente "merezca la pena ser visitado" y que este edificio reformado se convierta en "una prolongación de la ciudad de Badajoz", puesto que "seguro que va a ser la plaza que más gente acoja" y "probablemente la plaza más bonita".

   En este sentido, ha reconocido que fue un "verdadero acierto" que el concurso lo ganara el arquitecto José María Sánchez, un extremeño que "ha sabido desnudar el edificio con tanta sensibilidad, que ha aflorado todo lo que tenía que aflorar y ha desaparecido todo lo que no tenía ningún valor, como los tabiques, falsos techos y los postizos que a lo largo del tiempo se fueron construyendo", ha detallado.

   Por último, Gallardo ha agradecido la "lealtad institucional" con este espacio "cargado de simbolismo y tan querido por la ciudad de Badajoz" del actual alcalde, Ignacio Gragera, al que ha trasladado sus condolencias por el fallecimiento de su padre.

UN CENTRO ABIERTO

   Por este motivo, el primer edil ha estado ausente y ha intervenido en su lugar la primera teniente de alcalde, María José Solana, que ha agradecido el esfuerzo realizado por la Diputación de Badajoz para convertir al Hospital Provincial "en un centro abierto", ya que este inmueble patrimonial es un ejemplo del trabajo de una ciudad y de una provincia, gracias al esfuerzo de las administraciones".

   Un centro que va a posibilitar que en su interior "confluyan espacios informativo, expositivo y cultural" en lo que ha calificado como una "ciudad abierta", ha puntualizado Solana, que también ha dedicado unas palabras para desear una "pronta mejoría" al vicepresidente primero de la Diputación de Badajoz y portavoz del PSOE en el ayuntamiento, Ricardo Cabezas, enfermo de Covid-19.

   También ha intervenido el arquitecto, José María Sánchez, que ha precisado que se trata de un proyecto de arquitectura que "surge como una ciudad que recupera su vida en este edificio", al tiempo que ha destacado que "los elementos añadidos se fueron desnudando para recuperar la naturaleza propia del edificio, sin puertas ni ventanas en su interior". Para finalizar, ha deseado que los pacenses hagan suyo este espacio "para que sea reconocido como parte de Badajoz".

RESEÑA HISTÓRICA

   El edificio que se conoce en Badajoz como Hospital San Sebastián no es más que el antiguo Hospicio de la Piedad. Tal edificio fue construido entre los años 1774 y 1780 por el maestro alarife y arquitecto Nicolás de Morales, en unos solares adquiridos años antes en el Campo de San Francisco, hoy plaza Minayo, aledaños por entonces al Hospital San Sebastián. Las obras fueron posibles gracias al impulso económico prestado por el obispo Manuel Pérez Minayo, y en su reconocimiento la plaza lleva su nombre.

   Por otro lado, el Hospital San Sebastián inició su actividad en el año 1694 en el edificio abandonado dos décadas antes por el convento de las Descalzas. No sería hasta el año 1852, una vez secularizada la asistencia benéfico-sanitaria, cuando los servicios hospitalarios fueron trasladados a los locales del Hospicio de la Piedad, en donde ambos centros y actividades convivirían durante un siglo.

   En los primeros años de la década de 1950 se decide, debido a las estrecheces y los múltiples inconvenientes surgidos de la convivencia de centros con distintos intereses y régimen de funcionamiento, el traslado de algunos de los establecimientos benéficos sitos en el mismo a los nuevos centros construidos por entonces en la carretera de Olivenza (Jardín Infantil, Hogares y Maternidad Provincial).

   Desde entonces, el edificio quedó destinado casi con carácter exclusivo a Hospital Provincial San Sebastián hasta el 20 de abril de 2002, cuando sus servicios y plantilla fueron trasladados al Hospital Perpetuo Socorro. Finalmente, el antiguo edificio del Hospital San Sebastián sería derribado en la década de 1980 con ocasión de las obras de reforma y ampliación y urbanización del entorno, dando lugar a la actual calle Sor Agustina.