Aprobada la venta de Carcesa (Nueva Rumasa) por 16,5 millones más existencias

Actualizado 25/06/2012 15:47:00 CET

MADRID, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de lo Mercantil número 1 de Badajoz ha autorizado la venta de la unidad productiva de Carcesa, que incluye tres fábricas y las marcas Apis y Fruco, a la Sociedad Gestora de Productos Alimentarios, por un importe inicial de 16,5 millones de euros más el valor de las existencias, según informó Iure Abogados.

La sociedad compradora, que explota Carcesa en régimen de alquiler desde hace un año, está integrada por la empresa pública Extremadura Avante y las cooperativas Acopaex y Tomates del Guadiana.

El auto judicial, según el despacho de abogados, destaca que el acuerdo resulta beneficioso porque garantiza la continuidad de la empresa, que formaba parte de conglomerado de Nueva Rumasa, ya que existe un compromiso por parte de la adquiriente de seguir con la actividad económica y la subrogación de los trabajadores a través de un plan de viabilidad y empleo.

La venta incluye los inmuebles ubicados en las localidades pacenses de Mérida, Don Benito y Montijo, maquinaria e instalaciones, las marcas Apis y Fruco, las relaciones comerciales con terceros y contratos financieros, en particular los de 'leasing' y 'renting'.

El precio inicial de venta de 16,5 millones de euros será abonado en el plazo de cinco días desde que se inscriba la transmisión de los inmuebles en el Registro de la Propiedad, en tanto que las existencias, que se valorarán en el momento de la transmisión de la empresa en su conjunto, se abonarán en un plazo de cinco trimestres desde la fecha de la escritura.

Iure explicó que con el importe obtenido "se satisfarán en primer lugar los créditos contra la masa, se cancelarán las hipotecas existentes sobre los inmuebles objeto de transmisión de los acreedores con privilegio especial, posteriormente los acreedores con privilegio general" y finalmente se procederá al pago de los acreedores ordinarios.

No obstante, advierte de que, teniendo en cuenta las cifras manejadas, "se podría constatar que esta venta de activos no alcanza para atender el pago de todos los créditos ordinarios".

PLANES DEL COMPRADOR

La Sociedad Gestora avanzó el pasado mes de marzo sus planes en Carcesa, que pasan por recuperar en dos años la cifra de ventas de 60 millones de euros que tenía la empresa de Nueva Rumasa antes de entrar en concurso de acreedores.

La empresa cerró 2011 con una facturación de 30 millones de euros y el plan previsto para este ejercicio proyecta un crecimiento de los ingresos del 50%, hasta superar los 45 millones. Carcesa produce y comercializa patés, magros, callos, tomate triturado, tomate frito y zumos bajo las marcas Apis y Fruco.

El objetivo de la compradora es potenciar la actividad industrial de las plantas e incrementar las ventas lanzando nuevos productos, apoyando comercialmente los actuales y abriendo nuevos canales de distribución y venta. También pretende poner en marcha una estrategia de exportación.