Actualizado 16/12/2016 12:37 CET

Detenido en Badajoz por usar datos bancarios de otras personas para comprar por Intenet

   BADAJOZ, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Agentes de la Policía Nacional han detenido a un joven de 31 años en Badajoz acusado de usar fraudulentamente datos bancarios de terceras personas para comprar artículos por Internet, que posteriormente revendía.

   La investigación comenzó a finales de noviembre, cuando el representante de una empresa dedicada a la venta de productos de oferta a través de Internet denunció un posible delito de estafa, al "sospechar que alguna persona pudiera haber utilizado tarjetas falsas para realizar numerosas compras online", dado que muchos de los pagos eran rechazados por los titulares.

   Al recibir la denuncia, los agentes iniciaron la correspondiente investigación que, tras las gestiones oportunas, permitió determinar que el autor de los hechos, que tenía "avanzados conocimientos de Internet", utilizaba un servicio web para crearse un perfil con datos personales ficticios, desde el que "controlaba tanto los correos electrónicos como la mensajería del número de teléfono móvil", y además una aplicación para camuflar la dirección IP.

   Con el perfil creado, y con las numeraciones de tarjetas bancarias de otras personas obtenidas en foros especializados, el ahora detenido realizaba la compra de los productos que, una vez recibidos, eran vendidos a través de aplicaciones o páginas web de compra-venta, según informa la Policía Nacional en nota de prensa.

   En total, la cantidad lo estafado ascendía a 2.698 euros, calcula la Policía Nacional, que señala que en una última fase, se consiguió determinar tanto el domicilio en el que eran entregados los productos adquiridos de forma fraudulenta como identificar plenamente al presunto autor de los hechos.

   Con estos datos, se estableció un dispositivo de control sobre el mencionado domicilio, en el que el pasado miércoles, 7 de diciembre, se pudo observar cómo "al sospechoso le eran entregados diversos paquetes por parte del trabajador de una empresa de reparto" y que posteriormente se comprobó que "coincidían con los productos que habían sido adquiridos a la empresa denunciante de forma ilícita".

   Por todo ello, este hombre, 31 años y sin antecedentes policiales, fue detenido por un delito continuado de estafa, y tras la tramitación del correspondiente atestado, fue puesto en libertad con cargos.