Extremadura seguirá adelante con el abono de los 44 días devengados

Pedro Tomas Nevado-Batalla
Pedro Tomas Nevado-Batalla - EUROPA PRESS
Publicado: miércoles, 11 diciembre 2013 14:44

MÉRIDA, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El consejero de Administración Pública del Gobierno de Extremadura, Pedro Tomás Nevado-Batalla, ha asegurado que la región seguirá adelante con el abono a los empleados públicos extremeños de los 44 días ya devengados de la extra suprimida porque "hay razones que avalan de manera sobrada" dicha decisión.

   Nevado-Batalla ha indicado que respeta las declaraciones del secretario de Estado y de Administraciones Pública, Antonio Beteta, aunque ha dejado claro que el abono en Extremadura se refiere a los 44 días ya devengados de la extra de diciembre de 2012.

   En su opinión, el secretario de Estado "se ha referido más a lo que es la paga extraordinaria en su conjunto, pero no a los 44 días devengados desde el 1 de junio a la entrada en vigor del Real Decreto Ley" que suprimía la extra.

   Cabe recordar que Antonio Beteta ha advertido a los gobiernos de Extremadura y Castilla y León que el Gobierno recurrirá ante el Tribunal Constitucional si finalmente abonan a sus funcionarios la paga extra de Navidad que se suprimió el año pasado.

   En una comparecencia de prensa, el consejero ha indicado que este abono ha sido una decisión "muy meditada", y jurídicamente se ha valorado, ha dicho, el reconocimiento por parte de algunos tribunales de justicia de este "derecho" de los empleados públicos. Además, ha indicado que con el abono de los 44 días se busca también el "reconocimiento" y la "dignificación" del empleado público".

   "Este gobierno, como cualquier otro gobierno responsable, no puede ir nadando contracorriente y no puede ir en contra de un elemento fundamental en la prestación de servicios públicos que son su empleados públicos", ha apuntado.

   Así ha indicado que se les quiere evitar a los funcionarios tener que presentar una reclamación individual, al tiempo que se quiere también descargar de trabajo a los tribunales si cada funcionario pidiese en los tribunales ese abono.

    Preguntado el consejero por qué pasaría si el Gobierno Central finalmente recurre esta decisión, Nevado-Batalla ha indicado que si es ante en Tribunal Constitucional la decisión "se suspende automáticamente".

   "Tampoco hay que preocuparse en absoluto porque es lo bonito del Estado de Derecho, que haya este tipo de conflictos y que de acuerdo a las reglas que establece nuestro ordenamiento jurídico se resuelva".

   De esta forma, ha aseverado que el Gobierno de Extremadura no tiene "ningún tipo de problema" ni de "empacho" en justificar "motivadamente" la decisión de abonar a los empleados públicos de la región los 44 días ya devengados de la extra de 2012.

   Preguntado también por si se podría dar el caso de que los empleados públicos extremeños tuvieran que devolver los 44 días que abonase la región, el consejero ha indicado que espera que no, porque la decisión adoptada por el Gobierno de Extremadura es una "decisión sólida" y "es una decisión jurídicamente conformada".

   "Cuando este gobierno decide seguir adelante no lo hace de manera superficial ni débil jurídicamente. Entiendan ustedes que no queremos generar ningún tipo de conflicto ni con el Gobierno de España ni por supuesto generar un conflicto a posteriori con los propios empleados públicos", ha asegurado.