Publicado 02/02/2021 10:45CET

Los hosteleros extremeños convocan concentraciones en una decena de localidades por el cierre de sus negocios

Cartel de la Federación Extremeña de Bares y Restaurantes en protesta por el cierre de sus negocios
Cartel de la Federación Extremeña de Bares y Restaurantes en protesta por el cierre de sus negocios - FEXBARES

Este miércoles a las 12,00 horas en las principales plazas de los municipios

MÉRIDA, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Federación Extremeña de Asociaciones de Bares y Restaurantes (Fexbares) ha convocado concentraciones de protesta este miércoles, día 3, en más de una decena de localidades de la región para protestar por el cierre de sus negocios, algunos desde el pasado día 7 de enero.

Las concentraciones tendrán lugar a las 12,00 horas en las principales plazas de los grandes municipios como Badajoz, Cáceres, Don Benito, Llerena, Mérida, Montijo, Navalmoral de la Mata, Plasencia, Villanueva de la Serena, Trujillo, y Zafra, entre otros municipios.

El objetivo es alzar la voz de este sector, afectado por el cierre y las limitaciones de aforos y horarios, mientras que las administraciones "siguen exigiendo el pago de impuestos y tasas, como en circunstancias normales", informa la federación en nota de prensa, que califica el escenario de "dantesco", por lo que solicita medidas como el pago de indemnizaciones y exenciones fiscales, entre otros.

"La fuerza de esta concentración es que se va a celebrar a la misma hora, bajo el mismo formato y con la lectura del mismo manifiesto en todo el territorio extremeño", recoge la nota, que añade que "no pretende ser una concentración masiva, teniendo en cuenta las circunstancias sanitarias", sino que lo que se busca es "el impacto visual de la soledad en la que vive inmersa la hostelería, abandonada en cuanto a medidas de rescate".

AYUDAS INSUFICIENTES

Así, los hosteleros critican la "inexistencia" de una hoja de ruta para el futuro del sector y consideran que las ayudas lanzadas desde parte de los ayuntamientos y la Junta "son de todo punto insuficientes" y, además, "excluyen a aquellos que son deudores de las Administraciones culpables de esa deuda por obligar al cierre y no tomar medidas de apoyo".

Ante esta situación, Fexbares ha pedido a los responsables públicos que, cuando se produzca la reapertura de los negocios, se cambie la forma de actuar y, que si sigue habiendo limitaciones, "se acompañe a las empresas hosteleras con indemnizaciones para amortiguar el daño que supone soportar gastos generales fijos teniendo ventas limitadas".

Asimismo reclaman de los responsables "declaraciones coherentes" en cuanto a la posibilidad de que los ciudadanos puedan acudir a los establecimientos "siempre respetando las normas". Y es que consideran que ha habido "incoherencia" en los mensajes ya que, cuando los negocios estaban abiertos "se ha estado invitando a los ciudadanos a no ir", apunta la nota. "Esto es inadmisible y no se puede repetir", subrayan los hosteleros.

Respecto a las decisiones de "cerrar de un día para otro", recuerdan que esto supone tener que tirar productos perecederos que se hubieran comprado y "reiniciar por enésima vez un ERTE", entre otras cuestiones que consideran un "ejemplo de las brutales consecuencias que generan decisiones políticas abruptas y sin contar con el sector", concluye la nota.