La intervención de un guardia civil salvó la pierna y "probablemente" la vida del herido en el accidente de Trujillanos

Publicado 05/07/2019 20:25:49CET
El agente Claudio Rivera
El agente Claudio Rivera - AUGC

   El agente realizó un torniquete con el polo de su uniforme en la pierna en la que había sufrido una fractura abierta de tibia y peroné

   MÉRIDA, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El agente de la Guardia Civil Claudio Rivera improvisó un torniquete con el polo de su propio uniforme al herido grave en el accidente de tráfico ocurrido este pasado miércoles en la autovía A-5, a la altura de Trujillanos (Badajoz), lo cual le salvó la pierna y "probablemente" la vida también.

   Así se lo trasladó al agente el médico al propio agente al que felicitó por su actuación en este accidente en el que un camión embistió a otro parado en el arcén. El herido, que fue trasladado en estado grave al Hospital de Mérida, sufrió una fractura abierta de tibia y peroné en una pierna al ser golpeado cuando se encontraba cambiando una rueda que había sufrido un pinchazo.

   El agente, que forma parte del equipo de Atestados del Destacamento de Mérida, fue el primero en llegar al lugar del siniestro con su vehículo de emergencias. Sin embargo, lo hizo en sentido contrario al lugar donde había tenido lugar el accidente, en este caso hacia Badajoz.

   El guardia civil, poniendo en riesgo su propia integridad, se bajó del vehículo y, mientras su compañero realizaba el cambio de sentido, atravesó los cuatro carriles de la autovía y la mediana para llegar hasta los vehículos accidentados, según informa la AUGC en una nota de prensa.

   Al llegar observó a una persona tendida en el suelo y al comprobar el estado de la pierna y la "profusa hemorragia" que causaba la fractura, colocó la extremidad en su posición natural y le practicó un torniquete "con lo único que tenía a mano, su polo del uniforme de servicio".

   Posteriormente el herido fue trasladado a una zona segura y junto con su compañero sofocaron un incendio que se había producido en uno de los vehículos con los extintores del vehículo oficial y otros que se encontraban en el lugar.

   Al llegar los servicios médicos, el doctor de la ambulancia felicitó al guardia civil por su "profesional actuación", manifestando textualmente: "le has salvado la pierna y muy probablemente la vida también".

   AUGC ha felicitado al agente por su "profesionalidad, creatividad y encomiable actuación" que "salvó la vida de la persona accidentada, poniendo en riesgo la suya propia". Según la asociación, el herido se encuentra fuera de peligro y el guardia civil continua prestando servicio en carretera, junto al resto de sus compañeros.

Contador