6 de junio de 2020
 
Publicado 01/04/2020 12:58:56 +02:00CET

El precio de la vivienda de segunda mano en Extremadura sube un 0,71% en el primer trimestre del año, según pisos.com

Cartel de 'se vende' en el balcón de un piso de un edificio de Madrid.
Cartel de 'se vende' en el balcón de un piso de un edificio de Madrid. - Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

   MADRID/MÉRIDA, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

   La vivienda de segunda mano en Extremadura ha registrado en marzo un precio medio de 1.003 euros por metro cuadrado, lo que supone un ascenso del 0,71 por ciento frente al pasado mes de diciembre de 2019, el tercero más marcado de España.

   Interanualmente, se ha producido en la comunidad una caída del 0,86 pro ciento, la tercera menos intensa del país; y mensualmente el precio ha caído en la región un 0,78 por ciento, según el informe trimestral de precios de venta de pisos.com.

   Extremadura ha sido la segunda autonomía más barata del país, únicamente por detrás del Castilla-La Mancha (870 euros/metro cuadrado).

   En cuanto a la vivienda de segunda mano en España, en marzo de 2020 registró un precio medio de 1.690 euros por metro cuadrado, arrojando una caída trimestral del -1,25%. De un año a otro, la bajada fue del -0,61%, mientras que el ajuste mensual fue del -0,89%.

MUNICIPIOS

   Trimestralmente, Badajoz (1,57%) ha sido la séptima provincia española que más ha subido. Por su parte, Cáceres (-0,83%) ha arrojado un ajuste intermedio. Frente al pasado año, Badajoz (0,36%) ha registrado un repunte contenido. Por su parte, Cáceres (-0,95%) ha resultado ser la cuarta provincia española que menos se ha recortado el precio.

   También, en cuestión de precios, Cáceres (894 euros/metro cuadrado) ha sido la sexta provincia más barata de España, mientras que Badajoz (1.041 euros/metro cuadrado) ha sido la duodécima.

   En cuanto a las capitales extremeñas, Badajoz (0,86%) ha arrojado subidas contenidas en el primer trimestre. Frente a marzo de 2019, la capital de Badajoz (0,33%) ha arrojado el segundo repunte más leve de España, y Cáceres (-2,36%) ha registrado un recorte intermedio.

   Con 1.131 euros por metro cuadrado en marzo de 2020, Cáceres ha sido la cuarta capital de provincia más barata. En el puesto décimo cuarto se ha situado Badajoz (1.260 euros/metro cuadrado).

   Respecto a los municipios extremeños, Villafranca de los Barros (6,09%), en Badajoz, ha sido el municipio que más ha subido trimestralmente en la región. Por su parte, Mérida (-0,97%), en Badajoz, ha sido el que más ha caído de la autonomía.

   En el intervalo interanual, Zafra (22,28%), en Badajoz, ha sido la quinta localidad española que más ha crecido, y Mérida (-3,39%) la que más ha retrocedido de Extremadura. Asimismo, Zafra ha sido el municipio más caro de Extremadura en marzo de 2020 con 1.107 euros por metro cuadrado, mientras que Villafranca de los Barros (631 euros/metro cuadrado) ha sido el más barato de la región.

DATOS NACIONALES

   Asimismo, a nivel nacional, el precio de la vivienda se ha situado en los 1.690 euros por metro cuadrado en el primer trimestre del año, lo que supone una caída del 0,6% en comparación con el mismo trimestre del año pasado, según el informe trimestral de precios de venta de pisos.com.

   Por regiones, las mayores subidas se dieron en Baleares (1,7%), Aragón (0,9%) y Extremadura (0,7%), mientras que los descensos más altos se dieron en Andalucía (-3,2%), Castilla-la Mancha (-2,4%) y Madrid (2,3%).

   Teniendo en cuenta los precios, la región más cara en el primer trimestre del año fue Baleares (3.165 euros por metro cuadrado) y la más barata Castilla-La Mancha (870 euros).

   El director de estudios de pisos.com, Ferran Font, ha señalado que la tendencia hacia la contención, que llevaba caracterizando a los precios de la vivienda desde hace unos meses, podría verse agravada por la crisis sanitaria que se está viviendo en España por el coronavirus.

   No obstante, cree que todavía es pronto para hacer previsiones, aunque considera que es evidente que el estado de alarma tiene la compraventa paralizada, puesto que el confinamiento no permite realizar visitas a inmuebles susceptibles de compra.

   "Este impasse en las transacciones y, por ende, en la firma de hipotecas, tendrá mayor o menor impacto en los precios en la medida que se alargue esta situación excepcional", ha remarcado.

   Pese a todo, Font ha pedido prudencia y que no se entre en "una guerra de hipotéticas cifras a la baja que fomente el desánimo". "Ahora más que nunca es vital que todos los profesionales inmobiliarios colaboren y aúnen esfuerzos con el fin de retomar la normalidad en cuanto sea posible".