Publicado 23/01/2019 13:05CET

Las granjas perdieron 66 millones en 2018 por precios de la leche por debajo de la media europea, según el SLG

Exige a las industrias que repercutan las subidas que se están experimentando desde hace meses en toda la UE

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

La diferencia entre el precio medio de la leche en la Unión Europea y en Galicia ha supuesto para las granjas de la comunidad una pérdida de 66 millones de euros en 2018, según informa el Sindicato Labrego Galego (SLG) en un comunicado.

Esto supone, por lo tanto, una media de 5,5 millones de euros de pérdidas al mes. Según el sindicato, se debe a que Galicia tiene uno de los precios más bajos de la Unión Europea, con una media de 31,9 céntimos de euro en noviembre de 2018, según los últimos datos publicados por el Fondo Español de Garantía Agraria (Fega).

El SLG asegura que al comparar el precio medio de la leche en Galicia con otros países y regiones productoras "el panorama es desolador" e informa de que "solo hay siete países en la UE cuyo precio medio baje de los 32 céntimos: Bulgaria, Rumanía, Hungría, Lituania, Letonia, Eslovaquia y Portugal".

Sin embargo, en el otro extremo se encuentran los principales países productores de leche de la Unión Europea, con un precio medio en noviembre de 2018 de 39,04 céntimos en Irlanda, de 37,25 céntimos en Holanda, 37,08 céntimos en Italia, 37,16 céntimos en Alemania o 36,73 céntimos en Francia.

MEDIA COMUNITARIA

El sindicato afirma que "metiendo en el mismo saco a los 28 países de la UE", el precio medio de la leche comunitaria en diciembre de 2018 fue de 35,87 céntimos. Este precio medio se encuentra "muy cerca de lo que se paga en la vecina Asturias", donde las granjas "cobraron una media de 35 céntimos por litro en noviembre del pasado año.

Esta situación de "bonanza" de los precios de la leche en buena parte de la UE se explica "por el incremento del valor de la mantequilla, que se mantuvo en valores que van de los 4,5 euros a los 6,5 euros por kilo durante los años 2017 y 2018. Según el sindicato, "la tendencia es que esto siga así y que, por lo tanto, los precios de la leche suban".

Por otro lado, desde el Sindicato Labrego Galego aseguran que "están constatando que las industrias no tienen pensado repercutir la revalorización de la leche en las granjas, por lo menos no según el incremento de beneficios que ellas están recaudando".

También afirman que, en distintas comarcas han sabido "de distintas industrias que están acelerando la firma de contratos antes del vencimiento de los vigentes y antes de que los precios suban más a nivel internacional".

En sus ofertas, "ofrecen incrementos muy pobres, en torno a 1 y 1,5 céntimos". Por lo tanto, el sindicato destaca que si tienen en cuenta la subida en los costes de producción y el aumento del valor de la leche en los mercados internacionales, "ese pequeño aumento se puede considerar como una revisión de los contratos a la baja".

RECLAMACIONES A LA INDUSTRIA

Desde el Sindicato Labrego Galego aseguran en el comunicado que no pueden más que expresar su indignación con las industrias "por forzar a que Galicia siga en el furgón de cola de Europa en cuanto a precios". También muestran su indignación con la Consellería de Medio Rural, "que sigue totalmente despistada sin hacer absolutamente nada ante esta situación".

Por lo tanto, el sindicato exige a Medio Rural que convoque a los agentes del sector en una nueva 'Mesa do Leite' en la que se debatan estos temas y se exija a las industrias que repercutan en el precio de la leche de las granjas gallegas las subidas que se están experimentando desde hace meses en toda la UE.

"Tal y como está el mercado en la actualidad", destacan que el precio medio de la leche en Galicia "no debería bajar de los 35 céntimos para aproximarse a la media comunitaria". "Pagar por debajo de ese precio, conociendo las cotizaciones en el mercado lácteo, es estafar a través de la extorsión de los contratos a nuestras granjas", alertan.

Para leer más