Actualizado 10/11/2007 18:52 CET

Rural.- Galicia acoge por primera vez un congreso internacional sobre el estudio de aves marinas

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 10 Nov. (EUROPA PRESS) -

Galicia acogerá los próximos días 16, 17 y 18 de noviembre en Cariño (A Coruña) la celebración del congreso 'Taller Internacional Sobre Ecología de Paíños y Pardelas en el Sur de Europa' en el que, por primera vez en la comunidad, se reunirán "los más reconocidos expertos" nacionales e internacionales en el estudio de aves marinas.

Los actos comenzarán en el Auditorio municipal de Cariño el próximo viernes día 16, a las 18.30 horas, con un acto inaugural en el que está revisto que participe, además de la comisión organizadora, el alcalde del municipio.

Las primeras ponencias del evento versarán sobre los estudios desarrollados por investigadores españoles y extranjeros referentes a la migración de este grupo de aves en la amplia zona geográfica que abarca el suroeste del Paleártico Occidental.

Por su parte, la jornada del sábado 17 estará dedicada casi de manera exclusiva a "dos de las especies más vulnerables y, a la vez más estudiadas de los últimos tiempos": el paíño europeo y la pardela balear, de los que se tratará su biología reproductora, sus tendencias poblacionales, amenazas y programas de anillamiento, entre otras cuestiones.

Por último, el domingo 18 se realizará una salida ornitológica a las proximidades de cabo Ortegal y Estaca de Bares, "dos de los lugares más importantes del continente europeo para el estudio de la migración de aves marinas".

Lo más leído

  1. 1

    Dieciocho años sin noticias de la Pioneer 10, en rumbo a Aldebarán

  2. 2

    Una marcha negacionista de la Covid-19 en Madrid pide recuperar derechos y libertades: "Fuera dictadura"

  3. 3

    Madrid prohíbe reuniones en casas y adelanta el toque de queda a las 22h con hostelería cerrada una hora antes

  4. 4

    La familia Rivera despide, por última vez, a José Rivera 'Riverita'

  5. 5

    Dimite el JEMAD tras su polémica vacunación, aunque defiende que siguió el protocolo y no recurrió a "privilegios"