Publicado 30/03/2021 17:42CET

Astilleros San Enrique (Vulcano) estudia 37 propuestas de construcciones y reparaciones por un total de 240 millones

El director general del astillero Vulcano, José María Soriano; el presidente del grupo Argos, José Alberto Barreras; y el director general de Marina Meridional, Juan Moreno.
El director general del astillero Vulcano, José María Soriano; el presidente del grupo Argos, José Alberto Barreras; y el director general de Marina Meridional, Juan Moreno. - EUROPA PRESS

Marina Meridional efectuó este martes el último pago para la adquisición de las instalaciones del astillero vigués

VIGO, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

La nueva dueña del anterior Vulcano, la sociedad Marina Meridional (del grupo Argos), ha efectuado este martes el último pago para la adquisición de las instalaciones del astillero vigués y se encuentra inmersa en la negociación de 37 propuestas de trabajo de construcción y reparaciones por valor total de 240 millones.

Así lo ha comunicado este martes en Vigo el presidente del grupo Argos, José Alberto Barreras, que ha estado acompañado por el director general de Marina Meridional, Juan Moreno; y el director general del astillero Vulcano, José María Soriano.

Según ha indicado Barreras, Factorías Vulcano (ahora Astilleros San Enrique) está buscando carga de trabajo para sus gradas. Así, ya tiene "más de 37 propuestas de trabajo", de las que espera que cuaje al menos alguna de ellas, entre las que Soriano ha apuntado que se encontrarían oceanográficos y ferris de aluminio.

En este objetivo, Barreras ha indicado que "evidentemente ayudaría muchísimo tener resuelto el problema de la concesión". En relación a ello, ha indicado que la empresa se encontraría "muy tranquila" con una concesión hasta 2027, no obstante, si se resolviera en contra iniciarían la negociación de una nueva concesión de mayor tamaño.

Así las cosas, ha avanzado que en este último caso estudiarían que esa nueva concesión fuese "incluso más grande que la actual" con el objetivo de hacer un dique seco grande. "Hay sitio de sobra para hacer un dique seco grande, que habría un interés grande de hacerlo, ya que no hay uno así" en Vigo, ha apuntado.

En todo caso, ha insistido en la necesidad de resolver el problema de la concesión cuanto antes para poder conseguir contrataciones. "Hay mucho cliente que no quiere ni tan siquiera pensar en empezar un barco y que la concesión se la quiten al astillero. Mientras no esté eso resuelto, hay mucha reticencia por parte de la clientela para traer trabajo", ha alertado.

Pese a todo, ha trasladado un mensaje positivo, puesto que a partir de las conversaciones que han mantenido han conocido que el Puerto transmitió su apoyo para que "la concesión sea siempre para el sector naval" y manifestó "que abandonaba definitivamente la idea de convertir esto en metros cuadrados de almacén, como parece ser que era la idea inicial".

CONCESIÓN

La actual concesión, que caduca en 2027, formó parte del lote adquirido por los nuevos propietarios, pero hay un conflicto abierto con el Puerto, que reclama la reversión de dicha concesión, alegando que quedó extinguida en el momento en que Factorías Vulcano desapareció.

La Audiencia Provincial de Pontevedra dio la razón a los administradores concursales y resolvió que la concesión (que acaba en 2027) debía incluirse en la liquidación de Vulcano; mientras que, por contra, el Consejo de Estado elaboró un dictamen en el que sostenía que la concesión estaba extinguida y debía volver al Puerto para poder salir de nuevo a concurso.

Ante la disparidad de criterios, la cuestión ha sido traslada al Tribunal de Conflictos Jurisdiccionales para que determine qué posición prevalece. Dicho Tribunal se reunió a mediados de este mes, pero todavía no hay resolución, si bien Barreras ha indicado que en caso de que la sentencia no sea favorable se les considerará "como perjudicados".

COMPRA DEL ASTILLERO

Con respecto a la compra de la antigua Vulcano, Barreras ha remarcado que se ha rematado en la mañana de este martes, con la entrega del último pago de 1,6 millones de euros. "Somos plenamente dueños 100 por cien, habiendo no solo pagado los 7,8 millones a los que nos comprometimos ante el juzgado, sino también la totalidad de los impuestos", ha subrayado.

"El astillero San Enrique, que es el nombre que le hemos dado después del fallecimiento de mi hermano el verano pasado, arranca de forma definitiva con fecha de hoy", ha puesto en valor Barreras, que ha insistido en que la venta "ya es irreversible".

Finalmente, al ser cuestionado acerca de cuánta inversión será necesaria para poner en marcha el astillero, ha comentado que "no hace falta demasiada". Moreno ha añadido que las instalaciones se encuentran "en mejores condiciones incluso" de lo esperado, por lo que pueden "plantear una puesta en marcha inmediata, sin necesidad de grandes inversiones".

"Hay cuestiones estéticas por arreglar y algo de maquinaria que hay que reponer, pero estamos en condiciones de empezar a trabajar", ha sellado, a colación de lo que ha agregado que una vez que haya carga de trabajo en firme se empezará a contratar a trabajadores.

ASTILLERO LA NAVAL

En el encuentro, los directivos también se han referido a la adjudicación por 36 millones de euros al grupo belga VGP de los terrenos de La Naval, en Bilbao, al que Marina Meridional también presentó una propuesta de compra --por 23 millones--. Barreras ha comentado que apelarán esta decisión al entender que hubo "muchos errores por parte del administrador concursal".

Según ha dicho, Marina Meridional es "el único grupo que realmente hace construcción naval y reparación de los que se presentaron, todos los demás eran grupos logísticos que iban buscando un terreno con un fin si no especulador, distinto al naval". "Creemos que el juzgado tendrá comprensión y habrá posibilidades de que La Naval siga dedicándose al naval", ha confiado.

En este sentido, ha indicado que, "dentro de esta idea de que --el grupo-- tenga peso en el sector naval Europeo", les "falta" un astillero que sea "cuatro veces Vulcano". "Europa ha abandonado la construcción naval y es un disparate, porque se ha pensado que la mano de obra barata era el único condicionante para construir barcos, y eso no es verdad, los barcos son cada vez más sofisticados", ha sellado.

Contador