Pleno.- PSdeG y BNG descartan paralizar la creación de la Zepa de A Limia y acusan al PP de "alarmar" a los agricultores

Actualizado 17/10/2007 0:01:47 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los diputados socialistas y nacionalistas votaron hoy en contra de una moción del PP para paralizar la creación de una Zona Especial de Protección de Aves (Zepa) en A Limia y acusaron a los populares de "alarmar" a la población de la comarca con una "campaña de intoxicación casa por casa", según la socialista Laura Seara.

La parlamentaria del PSdeG se mostró muy crítica con los populares y les acusó de "mentir con alevosía" al denunciar que la Zepa conllevará restricciones a los usos agrarios. Frente a ello, aseguró que en ningún caso A Limia será un espacio natural protegido y que continuará como suelo rústico de protección agropecuaria.

En ese sentido, la diputada nacionalista Tereixa Paz también destacó el compromiso del BNG con la labor de los agricultores y reclamó al PP que retirase su iniciativa porque los nacionalistas presentarán una proposición no de ley para garantizar la pervivencia y viabilidad de las explotaciones agrícolas y ganaderas de A Limia en las mismas condiciones en que se encuentran ahora.

Frente a ello, el diputado popular Roberto Castro denunció que el Gobierno gallego "dice con la boca pequeña" que la Zepa no afectará a las explotaciones y consideró que la mejor ocasión para manifestar su compromiso con los agricultores de la comarca era precisamente hoy, apoyando la moción del PP, en la que abogaban por paralizar la declaración y llevar a cabo jornadas informativas al respecto.

LEGALIDAD URBANÍSTICA.

Por otra parte, PSdeG y BNG también votaron en contra de otra moción del PP en la que pedían la puesta en marcha "de forma inmediata" de la Axencia da Legalidade Urbanística para asesorar a los municipios y agilizar los procesos de inspección urbanística por parte de la Xunta.

En ese sentido, los populares también reclamaban en su iniciativa que el Ejecutivo tomase todas las medidas oportunas para reponer la legalidad urbanística en el Ayuntamiento de Viveiro (Lugo), llegando a asumir incluso las competencias locales en materia de urbanismo. Para el diputado socialista Abel Losada, la moción del PP es una "cortina de humo" para ocultar las irregularidades urbanísticas de Cervo y Barreiros.

Frente a ello, el diputado popular José Manuel Balseiro acusó al PSdeG de ser el "partidario de los chanchullos" y defendió la legalidad urbanística de los ayuntamientos gobernados por los populares, mientras que en el caso de Viveiro (PSdeG), destacó que el alcalde ya ha sido denunciado dos veces por supuestas irregularidades urbanísticas y está "imputado".